10 de octubre de 2019
10.10.2019
Sanidad

Primeras protestas de enfermeros del Código Ictus

Satse denunciará a la Fiscalía la activación por parte del hospital de un código ictus en pleno parón

10.10.2019 | 13:59
Primeras protestas de enfermeros del Código Ictus

El primer paro de dos horas por parte de los enfermeros que componen el dispositivo de Código Ictus del Hospital Regional, como medida de presión para recuperar un complemento retirado por la gerencia hospitalario, se ha celebrado con solo una parte de la plantilla. El resto de integrantes han tenido que atender a un paciente sobre el cual se ha activado este dispositivo aunque el sindicato de Enfermería Satse ha asegurado que no era necesario.

Un representante sindical ha indicado que los compañeros han trabajado con un paciente que estaba programado y que no correspondía al denominado código ictus. Una actuación que se mantiene con normalidad a pesar de los paros y que solo repercutirá al resto de procedimientos que llevan a cabo en su día a día.

Ante esta situación, el sindicato Satse ve "mala intención" por parte de la dirección y ha indicado que denunciará lo sucedido a Fiscalía al entender que no se han respetado los servicios mínimos.

La dirección hospitalaria, por su parte, ha aclarado que ha sido "una emergencia vital que debía ser atendida de manera urgente". Los profesionales han activado el código ictus porque "una paciente ha tenido complicciones que comprometían su vida" por lo cual, no comprende que "el sindicato critique que el centro priorice asistencial por encima del de la huelga". Asimismo, ha reiterado toda persona que sufra un ictus será atendido.

Esta es la primera protesta por parte del colectivo que prevé hasta el próximo 31 de octubre paros cada martes y jueves durante dos horas. En caso de no lograr una solución en ese tiempo, el equipo se plantea acudir a huelga indefinida con paros de horas cada día. Una situación que se ha desatado tras eliminar la gerencia hospitalaria un complemento denominado "rotativo" que atiende a nocturnidades y festivos y que no realizaban. Los trabajadores y el sindicato Satse aseguró que era la forma de reconocer el trabajo de alta especialización que realizan a pesar de estar malnombrado.

Los profesionales de Código Ictus pertenecen al área de radiología vascular intervencionista de Radiodiagnóstico del centro. Entre sus actividades están las que realizan con Neuroradiología, el denominado Código Ictus, donde ayudan a realizar las trombectomías –extracción del coágulo del trombo–, un ejercicio en el que cada minuto cuenta ya que las secuelas del paciente están directamente relacionadas con el tiempo de actuación. Hasta el 31 de agosto han realizado 143 intervenciones de este tipo, una cifra superior al total durante 2018, cuando sumaron hasta 122 actuaciones de urgencia de esta índole.

Los trabajadores y delegados sindicales de Satse aseguraron que no es su única labor. Además de atender otras actuaciones de urgencias, como pueden ser aneurismas, abordan politraumas, drenajes y hasta 60 procedimientos de urgencia que se enmarcan dentro del área vascular. Un trabajo que cuenta con 14 días de guardia al mes y hasta 21 en la época estival, según reiteran las fuentes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook