15 de octubre de 2019
15.10.2019
Salud

Adquieren 138 sillones cama para los acompañantes de niños ingresados en Málaga

La Fundación El Gancho Infantil llega a un acuerdo con el SAS e incorpora este mobiliario en Málaga

15.10.2019 | 05:00
El sofá cama que incorporarán algunos centros.

Con el objetivo de mejorar el descanso de aquellos que acompañan a los menores ingresados, la Fundación El Gancho Infantil ha cerrado un acuerdo con la Consejería de Salud e incorporará a los hospitales andaluces 748 sillones cama, de los cuales 132 irán destinados a la provincia de Málaga.

Bajo el nombre «El sillón azul», esta iniciativa busca ayudar a mejorar el reposo de los que pasan las noches junto a los menores que son hospitalizados. Un reparto que en la provincia de Málaga quedaría así, según indicó la fundación en un comunicado: El Hospital Regional recibe 85 sillones reclinables, el Hospital de Antequera 20 sofás cama, el Hospital de la Axarquía siete sofás cama, y el Hospital Costa del Sol otros 20.

Del total de modelos adquiridos para la región, Málaga es la segunda provincia que más sillones recibirá, solo por detrás de Sevilla, donde irán hasta 221 sillones. El resto del reparto queda de la siguiente manera: Granada (130), Cádiz (88), Almería (53), Córdoba (51), Huelva (46) y Jaén (27).


Tipos de sofás


La diferencia entre el sofá cama o el sillón reclinable radica en el espacio de la habitación y el margen que se tenía para poner uno u otro elemento. El sofá cama tiene dos posibles dimensiones que oscilan entre 1.000 y 1.200 milímetros para adaptarse a las distintas necesidades, ambos de estructura italiana y ruedas. El sillón reclinable con orejeras y ruedas es la opción aconsejada para aquellas habitaciones en las que la instalación del sofá cama ha sido inviable por espacio.

Según datos publicados por el propio Servicio Andaluz de Salud (SAS), cada año los hospitales públicos andaluces registran más de 40.000 ingresos de menores, alcanzando más de 200.000 estancias hospitalarias pediátricas, con una media de 5,23 días. Estos menores están permanentemente acompañados por sus familiares más cercarnos. El estado físico y mental de estos cuidadores repercutirá directamente en la calidad de los cuidados a los menores. Estudios como Sleep in caregivers: what we know and what we need to learn, de McCurry SM1, Song y, Martin JL, u otros publicados por el Observatorio Global del Sueño, ya demuestran que los trastornos del sueño son frecuentes en los cuidadores y se asocian con resultados físicos, médicos y funcionales negativos. «Por esta razón nos hemos marcado como nuevo reto retirar las actuales butacas de las áreas de pediatría, y sustituirlas por El Sillón Azul, un sillón cama que permita mejorar el tiempo de descanso de los acompañantes de los menores», expresó la fundación a través del comunicado.

Los criterios que ha tenido en cuenta la fundación han sido el número de camas de pediatría en Andalucía, el periodo de hospitalización más o menos prolongado de cada hospital, los espacios disponibles en las habitaciones sin interferir en la atención médica al paciente y la identificación de aquellos hospitales en los que ya se ha iniciado la renovación del mobiliario, según indicaron.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook