14 de noviembre de 2019
14.11.2019
Patrimonio

Diez ofertas optan a comprar el edificio de Correos y el Palacio de la Tinta

El antiguo edificio de Correos de Málaga cuenta con un valor de tasación de 16,8 millones de euros; y el Palacio de la Tinta, con un precio de partida de 12,54 millones

14.11.2019 | 21:15
El antiguo edificio de Correos lleva casi una década sin uso.

El antiguo edificio de Correos y el Palacio de la Tinta, ambos edificios emblemáticos de Málaga, han recibido diez ofertas para su compra en la subasta puesta en marcha por la Junta de Andalucía y que ingresará un mínimo de 30 millones de euros por ambos inmuebles.

La Dirección General de Patrimonio ha cerrado esta noche del jueves el plazo para presentar ofertas y al cierre del Registro General de la Consejería de Hacienda, a las 20.00 horas, se habían contabilizado diez ofertas al expediente de enajenación mediante subasta de diversos inmuebles propiedad de la Comunidad Autónoma.

El antiguo edificio de Correos de Málaga, situado en la avenida de Andalucía, 1, que cuenta con un valor de tasación de 16,8 millones de euros; y el Palacio de la Tinta, localizado en el Paseo de Reding, 20, con un precio de partida de 12,54 millones son los principales activos que se presentan a esta oferta de venta, compuesta por 22 inmuebles por un valor de salida en la subasta de 47 millones de euros, de los que 30 millones corresponden a los inmuebles malagueños.

Tanto el inmueble de Correos como el del Palacio de la Tinta tienen una calificación urbanística como equipamiento. El primero pertenecía al Gobierno central, pero lo transfirió a la Junta en el año 2010 dentro del pago por la denominada deuda histórica, tasándose entonces en unos 30 millones de euros. El Ejecutivo autonómico ha constatado la existencia de interesados por este edificio situado en el centro de Málaga.

El Palacio de la Tinta, en el barrio de La Malagueta, es un edificio histórico de influencia francesa que data de 1908; de hecho, tiene un grado de protección arquitectónica de grado I por su valor. En 2008, con motivo de su centenario, se acometió una rehabilitación considerable, siendo entonces sede de la Cuenca Mediterránea Andaluza.

En sus inicios fue sede de la Compañía de Ferrocarriles Andaluces y, más tarde, de la Confederación Hidrográfica del Sur hasta que sus competencias pasaron a la Junta de Andalucía; de hecho, actualmente, "está ocupado por personal de la Administración y pendientes de su próximo desalojo".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook