14 de febrero de 2020
14.02.2020
Conducción

Málaga, entre las provincias en las que los conductores jóvenes son más imprudentes

Los habitantes menores de 35 años de Huesca, Palencia, Soria y Teruel son los que sacan matrícula de honor cuando conducen, según los datos de la Estadística de Seguros de Automóviles

14.02.2020 | 05:00
Los conductores de Málaga, Madrid y Sevilla sacan las peores notas.

La prudencia al volante gana adeptos. Las jóvenes de Huesca, Palencia, Soria y Teruel sacan matrícula de honor cuando conducen. Les acompañan en este logro los chicos de Soria. Estos son los conductores de hasta 35 años con menos probabilidad de tener un accidente, de acuerdo con el IV 'Informe sobre la juventud al volante. Por qué es necesario ser prudente' realizado por Estamos Seguros. Los jóvenes malagueños están, por otro lado, entre los más imprudentes.

Este estudio, que está elaborado a partir de los datos de 2018 de la Estadística de Seguros de Automóviles (ESA), ofrece una radiografía de cómo conducen los jóvenes españoles. Habitualmente, este grupo de población provoca más accidentes que los conductores experimentados y, sobre todo, de mayor gravedad.

Por otro lado, los únicos conductores que suspenden cuando se miden los golpes de chapa son los de Melilla. Los de Ceuta sacan un aprobado raspado. Las colisiones leves son típicas de la circulación urbana y los atascos. Esto se puede comprobar al echar un vistazo a las provincias con las notas más bajas. Aunque logren aprobados holgados, los chicos y chicas de Madrid, Sevilla y Málaga (todas ellas provincias con algún área metropolitana relevante) son los que obtienen las peores calificaciones de toda España y son, por tanto, los más imprudentes. Para la elaboración del informe se ha recurrido a una metodología en la que se diferencian los accidentes en función de su gravedad. De esta forma, se han considerado graves aquellos siniestros donde hubo algún herido o fallecido. Los accidentes leves son aquellos casos en los que solo se produjeron daños materiales. O lo que es lo mismo, golpes de chapa. Asimismo, se ha establecido una evaluación del 1 al 10 para medir la probabilidad de accidente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook