24 de marzo de 2020
24.03.2020
La Opinión de Málaga
Crisis del coronavirus

El aeropuerto cierra la T3

Las operaciones con pasajeros se harán en la T2, reduciendo el tiempo de los embarques y manteniendo las medidas de seguridad impuestas por Sanidad

24.03.2020 | 07:46
Una imagen del aeropuerto de Málaga, la pasada semana.

El aeropuerto de Málaga-Costa del Sol traslada desde este martes la operativa de pasajeros a la T2, dentro de las medidas implementadas para cumplir las condiciones de seguridad sanitaria y en línea con el estado de alarma, que limita todos los viajes salvo los inaplazables.

De esta manera, según han informado desde Aena, los procesos de los viajeros hasta el embarque serán más cortos y los flujos más rápidos, lo que evitará la formación de grupos en un edificio con el 80 por ciento del espacio vacío.

Esta reorganización operativa se suma a otras medidas anteriormente implementadas y encaminadas a cumplir las instrucciones de las autoridades sanitarias para evitar la propagación del Covid-19 como las llamadas a mantener las distancias de seguridad y las medidas de higiene por megafonía, en las pantallas y paneles informativos y por parte de los propios trabajadores de la terminal.

El aeropuerto adapta sus instalaciones a la nueva situación con menor actividad debido a la "drástica reducción de operaciones y pasajeros tras la decisión de las aerolíneas de suspender sus rutas por el momento y el cierre de fronteras en numerosos países", han explicado.

La reestructuración de la operativa se ha diseñado, en colaboración con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, compañías aéreas, agentes de asistencia en tierra, para facilitar el tránsito al pasajero. Además, se preserva la salud de los trabajadores ya que favorece la fluidez del paso, las distancias de seguridad indicadas por el Ministerio de Sanidad y teletrabajo, al reducir el trabajo presencial en las instalaciones.

En estos momentos, el aeropuerto está centrado en gestionar las operaciones que permitan la llegada de españoles que están en el extranjero y la salida de turistas, así como de todas las operaciones excepcionales, en el cumplimiento del real decreto del estado de alarma.

El ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, ha asegurado este lunes que los tres objetivos fundamentales de su departamento ante la situación creada por el coronavirus son: restringir al máximo la movilidad garantizando la mínima imprescindible y la seguridad en estos desplazamientos, facilitar el transporte que asegura el abastecimiento y evitar que la lucha contra la pandemia se transmita a la economía de las familias y a los más vulnerables.

Así, ha anunciado que Aena pondrá en marcha una reorganización de las instalaciones aeroportuarias para adaptarlas a las necesidades concretas de la operativa y conseguir una gestión más eficiente, y de ello informará este martes en su Consejo de Administración.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook