04 de mayo de 2020
04.05.2020
La Opinión de Málaga
España:
Casos:
219.329
Fallecidos:
25.613
Recuperados:
123.486
Mundo:
Casos:
3.659.623
Fallecidos:
252.583
Recuperados:
1.203.733
Actualizado: 5-5-20 11:10h

Unos 300 estudiantes de la UMA explican la pandemia con vídeos

04.05.2020 | 05:00
Un niño y una niña ven un vídeo del proyecto.

El proyecto 'Docentes Versus COVID-19' de la Universidad de Málaga, que realizan unos 300 estudiantes del Grado en Educación Primaria en la asignatura Didáctica de las Ciencias Sociales y en el máster de profesorado, ofrece vídeos educativos a menores de entre 6 y 12 años sobre materias como historia o geografía en diferentes formatos mientras las relacionan con la situación actual del coronavirus.

Bajo el lema 'El planeta nos paraliza, la educación se responsabiliza', los estudiantes elaboran vídeos de unos cinco minutos sobre Ciencias Sociales desde la problemática social del COVID-19 con el fin de ayudar a los menores a entender la realidad en la que viven, según explicó a Europa Press la coordinadora del área de Didáctica de las Ciencias Sociales de la Universidad de Málaga, Laura Triviño, una de las tres profesoras impulsoras del proyecto.

Triviño recordó que el confinamiento les sorprendió cuando se disponían a dar la asignatura Didáctica de las Ciencias Sociales, que consiste en enseñar a educar a menores de seis a 12 años materias como historia o geografía.

La profesora indicó que siempre han defendido que cuando se enseñen estas cuestiones a los pequeños se relacionen con el presente, por lo que «si el alumnado también está viviendo problemáticas sociales en su entorno eso no puede quedar fuera de la escuela, siempre tenemos que estudiar contenidos sociales y también que el alumnado sienta que esto forma parte de su presente», resaltó.

Así, decidieron a adaptarse a las circunstancias de la pandemia manteniendo esos principios, por lo que dijeron a sus alumnos: «vamos a hacer un servicio a la sociedad, vamos a ayudar, que no sea solo una asignatura, tenemos la oportunidad de cambiar algo y una transformación social». Entonces, los 300 estudiantes se dividieron en cuatro grupos para hacer un proyecto colaborativo y crear vídeos de corta duración, para que «fuera algo más rápido, más ameno, de diferente tipo». «Queríamos darles a entender que tenían que hacer un ejercicio de empatía», aseguró la profesora.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook