15 de julio de 2020
15.07.2020
La Opinión de Málaga
Temporal

El Ayuntamiento de Málaga critica que aún no haya ayudas por el temporal de Campanillas

Sarabia dice que, más allá de los siete millones del Consorcio, Málaga pagó dos millones y no ha existido una línea extraordinaria como en otros casos

15.07.2020 | 05:00

La edil del distrito de Campanillas, Ruth Sarabia, afirmó ayer, que, aunque el Consorcio de Seguros ha abonado ya más de siete millones de euros a los afectados por el temporal de lluvias de Campanillas el pasado mes de enero, aún no se ha aprobado el decreto de ayudas extraordinarias del Ejecutivo central para tratar de auxiliar, aún más, a los vecinos, y sufragar, también, los dos millones de euros que invirtió el Consistorio malagueño en reparar los destrozos causados en la vía pública, hacer actuaciones de urgencia en los arroyos de la zona o en el saneamiento, entre otros.

Explicó Sarabia que ya han llegado las ayudas al temporal que sufrieron algunos municipios como Coín o Campillos a finales de 2018, que son «ayudas específicas extraordinarias, ahora resueltas; al conocerlo, el alcalde le escribió al subdelegado para saber si las ayudas por el temporal de Campanillas van a llegar y el subdelegado respondió que el Consorcio ha pagado siete millones de euros». «Es un jarro de agua fría, porque el Consorcio no es el Gobierno, y los daños son tres o cuatro veces más; ha pagado el Consorcio una parte, no el total, ni al Ayuntamiento tampoco le han pagado lo que ha adelantado, dos millones de euros. No se comprometen», recalcó la también concejala de Participación Ciudadana, quien, incluso, destacó que los «vecinos se sienten engañados, porque ellos pidieron una línea extraordinaria de ayudas, que no han venido, un decreto extraordinario; se ha aprobado, por ejemplo, un decreto para los daños de un temporal que hubo en el litoral catalán y levantino, y nosotros aquí esperando».

La edil fue contundente e insistió en que el Ayuntamiento ha invertido dinero en pagar a los proveedores y empresas como Emasa o Limasa tuvieron que emplearse a fondo en el saneamiento. «Hubo que atender a otras empresas privadas que ha pagado el Ayuntamiento para arreglar daños en colegios, en centros de salud, en los cauces. Hicimos una modificación de crédito de dos millones de euros por los daños en la vía pública, los asumimos a la espera de que llegaran las ayudas de emergencia o extraordinarias, un decreto», el trámite que antes se conocía como declaración de zona catastrófica para la posterior recepción de subvenciones.

Indicó Ruth Sarabia que el Consorcio no es el Gobierno, que sólo cubre una parte de los daños de los vecinos y que estos pidieron las ayudas extraordinarias de «la Subdelegación», algo que «no ha venido», cuando por otros temporales sí ha habido estas ayudas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook