14 de agosto de 2020
14.08.2020
La Opinión de Málaga
Tecnología

'Andalucía Respira' prueba su respirador en una cámara hipobárica del Ejército del Aire

El equipo formado por el IBIMA y el Hospital Regional Universitario y Virgen de la Victoria de Málaga analizan la posibilidad de ajustar el dispositivo a grandes altitudes

14.08.2020 | 11:45
'Andalucía Respira' prueba su respirador en una cámara hipobárica del Ejército del Aire

'Andalucía Respira' ha participado en una simulación de su respirador en condiciones extremas, de más de 5.000 metros de altura en la cámara hipobárica 'Falcon', —una herramienta que permite rebajar la presión y aumentar los glóbulos rojos, creando unas circunstancias atmosféricas similares a las de gran altura— perteneciente al Centro de Instrucción de Medicina Aeroespacial del Ejército del Aire.

El ensayo se llevó a cabo el pasado mes de julio con el fin de analizar la posibilidad de realizar ajustes en escenarios de gran altitud para constatar su eficacia en caso de necesitar calibrar los parámetros de oxígeno durante la asistencia sanitaria. El equipo de profesionales del respirador 'Andalucía Respira' trabaja en la actualidad en diferentes vías para adaptar el dispositivo a los distintos sistemas sanitarios tras los acuerdos cerrados con Ecuador y los países del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA).

'Andalucía Respira' está formado por un equipo de profesionales del Instituto de Investigación Biomédica de Málaga (IBIMA), de la Universidad de Málaga y de los dos hospitales públicos de Málaga: Hospital Regional Universitario y Virgen de la Victoria de Málaga. El grupo desarrolló este respirador ante la amenaza del Covid-19 como "medida de contingencia en un escenario en el que no sea posible conseguir suficientes respiradores convencionales, en el que la falta de disponibilidad de un sistema de ventilación mecánica comprometa la vida del paciente y tener que limitar las medidas de soporte terapéutico ante la ausencia de estos productos vitales", según apunta 'Andalucía Respira' en su web.

El cirujano cardiovascular del Hospital Regional Universitario de Málaga, Ignacio Díaz de Tuesta, fue el encargado de desplazarse hasta Madrid para realizar el ensayo. "La seguridad del respirador es una de nuestras prioridades innegociables. Lo habíamos probado exhaustivamente en ensayos mecánicos, animales y pruebas en humanos, pero siempre a menos de 1000 metros de altura, que es donde están nuestros hospitales", ha asegurado Díaz de Tuesta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook