13 de octubre de 2020
13.10.2020
La Opinión de Málaga
Tráfico

Los camiones y los autobuses centran la nueva campaña de la DGT

Las carreteras de Málaga suman desde enero cinco fallecidos en accidentes en los que se vieron implicados este tipo de vehículos

13.10.2020 | 13:20
Los camiones y los autobuses centran la nueva campaña de la DGT

La velocidad, las horas de conducción o el exceso de peso son algunos de los factores a controlar

Cinco personas han fallecido en las carreteras de Málaga entre enero y septiembre en los 82 accidentes de tráfico en los que se han visto involucrados autobuses y camiones, según los datos facilitados hoy por el Centro de Gestión de Tráfico de Málaga con motivo de la campaña de vigilancia que la DGT realizará entre el 12 y el 18 de octubre para reducir la siniestralidad entre este tipo de vehículos. A pesar de que los movimientos de estos vehículos en los accesos a la capital malagueña sólo suponen el 6% del total, los datos revelan que estos vehículos están presentes en el 18,72% de los 438 accidentes con víctimas que se producen en la provincia. Además de los cinco fallecidos en este ámbito, cuya edad media era de 45 años, el balance de víctimas suma 22 heridos hospitalizados y 123 heridos no hospitalizados. En el 60% de los casos, el fallecido era el conductor de alguno de los vehículos implicados, porcentaje que coincide con las víctimas mortales que no usaban elementos de seguridad en el momento del siniestro. El 60% de los siniestros mortales se produjeron en carreteras convencionales.

Por tipo de accidente mortal, el Centro de Gestión de Tráfico destaca que el 60% de los casos fueron por colisiones en movimiento, mientras que las salidas de vía y los atropellos supusieron un 20%, respectivamente. Como factor concurrente, destacan las distracciones, presentes en el 37,8% de los accidentes con víctimas. Le siguen factores como no mantener la distancia de seguridad, elemento que estuvo presente en el 23,17% de los siniestros con víctimas, ola velocidad inadecuada y no respetar la prioridad, ambas en el 15,85% de los casos.


La Dirección General de Tráfico ha explicado que la campaña tiene como objetivo controlar que estos vehículos de transporte profesional "circulan en condiciones óptimas de seguridad, al igual que sus conductores", ya que en caso de accidente de tráfico éstos "son más severos por las masas y dimensiones de los mismos". En 2018, en vías interurbanas, los camiones y autobuses estuvieron implicados en el 11% y 1% de los accidentes con víctimas.

Durante la semana de campaña, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil incidirán en la vigilancia y control de aspectos tales como la velocidad, las horas de conducción y descanso, el tacógrafo, el exceso de peso, los posibles defectos técnicos del vehículo o la seguridad de la carga transportada. También comprobarán que la documentación del vehículo y del conductor es la correcta, que la conducción no se realiza bajo los efectos de alcohol u otras drogas o que todos los ocupantes del vehículo hacen uso del cinturón de seguridad. La vigilancia se realizará en toda clase de vías y a cualquier hora del día, especialmente en aquellas carreteras en las que la intensidad de la circulación de este tipo de vehículos es mayor.

En 2018 (últimos datos consolidados) los camiones de más de 3.500kg  estuvieron implicadas en 4.302 accidentes con víctimas en las que fallecieron 283 personas. Respecto a los autobuses, éstos se vieron implicados en  2.269  accidentes con víctimas, en los que fallecieron 56 personas. Hay que tener en cuenta que en estos accidentes, la mayor parte de los fallecidos son ocupantes de los otros vehículos implicados en el incidente viario, tal y como se refleja en las tablas adjuntas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook