04 de noviembre de 2020
04.11.2020
La Opinión de Málaga
Laboral

Málaga sufre en octubre la peor subida de paro del país y suma 46.951 desempleados en un año

Registró el pasado mes 6.940 nuevos desempleados, la cifra más alta de todas las provincias, y rebasa de nuevo los 190.000

04.11.2020 | 09:39
Una oficina de empleo.

El aumento interanual sólo es superado por Madrid y Barcelona La provincia tiene aún a 25.600 personas en ERTE

Octubre ha dejado una nueva subida del paro en la provincia de Málaga, que suma 6.940 desempleados más y se sitúa con un total de 190.847, según los datos publicados este miércoles por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. El mercado de trabajo ha notado tanto el final de la temporada turística (por muy alicaída que haya sido este año por la pandemia) como la floja actividad del mes de octubre, y ha elevado de forma sensible su cifra de parados, que se mueve ahora mismo en niveles del año 2014, cuando todavía se estaba saliendo de la anterior crisis económica. El incremento del paro en Málaga a lo largo de octubre ha sido además el más alto de todo el país a nivel provincial, por delante de los 5.997 de Madrid y los 4.601 de Baleares.

A nivel interanual, Málaga registra 46.951 desempleados más que en octubre de 2019, lo que refleja los estragos de la pandemia. Esta subida es la tercera más alta de España a nivel provincial, sólo superada por las de Madrid (84.422) y Barcelona (67.933).
El incremento del paro en el mes de octubre ha estado liderado por los servicios, que contabilizó un incremento de 5.996 parados, seguido de la industria, con 212 desempleados más, la construcción, con 56, y la agricultura, con 29. También hubo aumento en el colectivo sin empleo anterior (sobre todo, jóvenes que se incorporan al mercado laboral), que suma 647 nuevos parados.

El ritmo de firma de contratos, por otro lado, sigue siendo flojo. En octubre se firmaron en Málaga 53.959 altas, con un descenso del 35% sobre el mismo mes del año anterior. Además, la temporalidad sigue presidiendo las incorporaciones, ya que tan sólo 3.037 fueron indefinidas (el 5,6% del total).

Respecto al empleo, el número medio de afiliados a la Seguridad Social en Málaga ha bajado ligeramente a lo largo de octubre en 577 personas. Así, la cifra de cotizantes se sitúa ahora en 606.450, según el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. Sin embargo, la comparativa anual evidencia también el impacto de la crisis del coronavirus, ya que hay 30.426 cotizantes menos que en octubre de 2019. Ese descenso es el cuarto más fuerte de España tras los de Baleares (-94.500), Barcelona (-67.696) y Madrid (-64.487).

En cuanto a los afectados por expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE), las cifras de Málaga reflejan en octubre un total de 25.678 personas incluidas en los mismos, una cifra apenas ligeramente inferior a los 26.921 de abril. De esta forma, el volumen de trabajadores en ERTE parece haberse estancado, tras unos meses anteriores en los que sí hubo descensos. La cifra de personas en ERTE alcanzó un máximo de más de 122.000 personas en los primeros meses de la pandemia.

De los colectivos con especiales dificultades de acceso al empleo, los datos de paro revelan que es significativo el número de desempleados mayores de 45 años, que asciende a 88.974, casi un 47% del total de la provincia, así como los parados y paradas de larga duración, que alcanza la cifra de 79.694.

El secretario general del sindicato UGT Málaga, Ramón Sánchez-Garrido, afirmó que «aumenta el desempleo por la finalización de los contratos de verano en servicios, principalmente ligados con el sector turístico». A su juicio, el camino a la recuperación económica y del empleo «va a ser largo, y pasa por controlar esta segunda ola y superar la pandemia».

«En esta parte final del año y de cara a los presupuestos andaluces y españoles, es imprescindible que ambos se centren en aspectos sociales, en la defensa del estado de bienestar y en la mejora de las políticas públicas. Y con todo ello en la generación de empleo de calidad, y en la erradicación de la precariedad laboral. Porque se sigue generando desigualdad, pobreza y exclusión social», añadió.

CCOO, por su parte, consideró los datos de paro «devastadores» para Málaga. La secretaria de Formación y Empleo de Málaga, Patricia Laguna, dijo que la destrucción de empleo destaca en la industria, «por la falta de infraestructuras que la potencien», y en los servicios, como consecuencia del Covid-19. «También se observa una subida en el colectivo sin empleo anterior, porque este mes se han incorporado muchas personas a un mercado laboral que no les puede ofrecer opciones. Dos crisis, la económica en 2008 y la actual, por motivo de la pandemia, están dejando en la estacada a nuestra población joven», dijo.

Por su parte, la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM) demandó «un mayor apoyo a sectores clave, muy afectados por la actual pandemia sanitaria, como el comercio o el conjunto de la industria turística».

En España, el paro subió en 49.558 desempleados en octubre para un total de 3.826.043, casi 650.000 más que un año antes. A nivel andaluz, aumentó en 9.506 hasta las 965.407 personas. En un año, el desempleo creció en Andalucía en 178.293 parados.

En cuanto el empleo, la Seguridad Social ganó en octubre una media de 113.974 cotizantes, lo que situó el número total en 18.990.364 cotizantes (casi 440.00 menos que hace un año). Andalucía aumentó 36.374 afiliados para un total de 3.075.567 (58.065 menos que en octubre de 2019).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Lo último Lo más leído