Encarna Cortés, alumna de máster de BBAA, se siente satisfecha con su elección de estudios postgrado porque considera que «está muy bien planteado, cada artista tiene una habitación propia que se convierte en su estudio personal durante todo el desarrollo de su proyecto artístico, el cual conformará su TFM».

«Se dispone de total libertad para entrar y salir del estudio», elogia Encarna Cortés, que se muestra satisfecha de la tutorización que reciben los proyectos puesto que «cada alumno tiene un tutor pero recibe clases teóricas y consejos de todos los profesores».