El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Málaga, Daniel Pérez, ha vuelto a insistir al equipo de gobierno en la necesidad de "elaboración de un plan de emergencia y un plan de control en los accesos, controlando el aforo y garantizando la seguridad" para evitar las aglomeraciones en el centro histórico y en los centros comerciales de la capital.

En los días previos a la noche de reyes y las rebajas, Pérez ha aludido a las "colas kilométricas" que se dieron el pasado sábado "en accesos claves de la ciudad", por lo que ha insistido en una nota en la necesidad de "no bajar la guardia. Hay que extremar la precaución y seguir las recomendaciones sanitarias y también viales".

El socialista alerta de que "ya hemos vivido varios días con grandes concentraciones que no benefician a la salud ni al tráfico" y se pregunta por una actuación por parte del Consistorio.

De igual forma, el concejal Salvador Trujillo, ha manifestado que "hay que prestar atención a puntos específicos como calle Larios poniendo en marcha un control de aforos y no dejar todo a la improvisación como hemos visto en otras ocasiones". Ante ello, ha criticado la actuación del equipo de gobierno, "creando polos de atracción de personas, sin guardar las normas de aforo o control de espacios y debemos actuar con responsabilidad".

Es por ello que ha insistido en "poner en marcha un plan de emergencia para estas fechas, donde se suelen realizar más compras, con un control de aforo, como ya hacen otros ayuntamientos, para poder controlar a la población generando un foco de contagios innecesario y evitable", ha indicado el concejal.

Por otra parte, el concejal socialista Jorge Quero, se ha referido también a esta medida "para no tener que arrepentirse más tarde". Este plan "consiste en el control del acceso de vehículos, no sólo para evitar la concentración de gases contaminantes, sino también para controlar el aforo, a la vez que se evitan las largas caravanas de coches en los accesos a la ciudad". "Todo esto se evita con bolsas de aparcamientos junto a las paradas de autobuses de la EMT y ofrecen una solución alternativa al tráfico contaminante sobre todo en el centro urbano", ha explicado.

Para finalizar, Pérez exige "la adopción de medidas en estos días y la elaboración en el futuro de un plan de emergencia y un Plan Especial de Movilidad para controlar los accesos con la puesta en marcha del plan Málaga Central porque hasta ahora lo único que hemos podido comprobar es improvisación por parte del actual equipo de gobierno falto de reflejos".