Sierra Blanca Estates, la inmobiliaria y promotora marbellí especializada en productos residenciales de lujo, remitió ayer una nota de prensa en la que asegura que ya ha vendido el 40% de las viviendas del rascacielos que construirá en Torre del Río, dentro del complejo residencial Málaga Towers. Cabe recordar que la firma costasoleña desarrolla una de las tres torres y que Metrovacesa ejecutará las otras dos.

«Sierra Blanca Estates elige la Costa del Sol, y más en concreto su capital, Málaga, para su nuevo y ambicioso proyecto de viviendas en el que inversores de todo el mundo ya tienen la mirada puesta. Sierra Blanca Tower, un complejo de viviendas y áticos-dúplex, cuyos propietarios disfrutarán de una manera privada, al tiempo que dispondrán, en exclusiva, de áreas comunes y servicios propios, hasta este momento vinculados a proyectos y marcas de hotelería internacional cinco estrellas gran lujo», consta en la nota de prensa.

Así, Sierra Blanca Towers es el proyecto estrella de la inmobiliaria. El ritmo de ventas de las primeras viviendas de lujo «parece acelerarse en los últimos compases de 2020, sumando, entre noviembre y diciembre un total de 12 unidades vendidas, a las ya adjudicadas anteriormente, alcanzando la venta del 40% del total de viviendas del proyecto. Un avance esencial para el proyecto, que ya cuenta con la licencia de construcción y arrancará en los próximos meses con la cimentación y estructura de su torre frente al Mediterráneo».

Esta torre tendrá 71 metros y 21 plantas. El proyecto se desarrolla en una parcela de más de 55.000 metros cuadrados. Sierra Blanca Tower acogerá 69 apartamentos y dos áticos-dúplex de entre uno y cuatro dormitorios orientados al litoral mediterráneo, cuyo interiorismo ha sido concebido por el estudio local González Casaus.

La factura arquitectónica de Sierra Blanca Tower contará con la firma del estudio Lamela Arquitectos.