El consejero de la Presidencia, Administración Pública e Interior de la Junta de Andalucía, Elías Bendodo, informó ayer de que la Junta tiene capacidad de vacunar todos «los días y a cualquier hora del día», lo que es un mensaje muy positivo. Además, señaló que cada lunes llegan a Andalucía casi 70.000 dosis de vacunas y el objetivo es que el viernes, a los cinco días, estén puestas el 80 por ciento, mientras que se reserva un 20 por ciento, como «stock de seguridad», ante cualquier situación que pudiera impedir la llegada puntual de las vacunas que se reciben semanalmente.

A este respecto, expresó que no entiende que el Gobierno central critique que Andalucía haga esa reserva de vacunas del 20 por ciento, cuando es algo que están haciendo otras comunidades, precisamente socialistas, como Valencia, Navarra, Baleares y Aragón, y, en cambio, no se critica.

Señaló que para la Junta es fundamental tener garantizado un «stock de seguridad» para la inoculación de la segunda dosis de la vacuna, ya sea la de Pfizer (21 días) o la de Moderna (28 días).

Elías Bendodo indicó que la Junta quiere que el Gobierno central mande a Andalucía el mayor número de vacunas posible, porque tenemos capacidad de ponerlas, y recordó que se han puesto hasta «dos millones de vacunas de la gripe en poco tiempo».

«Capacidad de vacunación toda, el sistema público de salud está preparado», según indicó el consejero de la Presidencia, quien añadió que, si fuera necesario, se contaría incluso con la sanidad privada.

Recalcó que se pueden poner el mayor número de vacunas a los andaluces en el menor tiempo posible, pero ello depende de que el Gobierno central mande el mayor número de vacunas posibles a Andalucía.

En cuanto a las fases del proceso de vacunación, Andalucía acabará hoy de poner las 63.000 primeras dosis en las 805 residencias de ancianos andaluzas para comenzar el lunes con la segunda, una vez transcurridos los 21 días preceptivos, según explicó ayer el consejero de Salud, Jesús Aguirre, quien volvió a reclamar al Gobierno más vacunas.

En una entrevista en Canal Sur Radio, Aguirre aseguró, al igual que Bendodo, que su departamento tiene capacidad «para vacunar siete días a la semana, 24 horas al día», y destacó que se están inoculando todas las vacunas disponibles, aunque con la previsión de haber dejado unas 30.000 «en estocaje».

Tras las críticas de la delegada del Gobierno, Sandra García, de que Andalucía tiene que inyectar todas las vacunas disponibles en lugar de reclamar más, Aguirre aseguró que solo se han dejado las citadas 30.000 sin inyectar, «porque me da garantías en caso de que tengamos una ruptura de estocaje», ya que «en cualquier momento se pueden producir problemas en la fabricación».

«Casi todas las comunidades están guardando un poquito de estocaje, es un problema de tranquilidad y seguridad», recalcó, y añadió que el proceso de vacunación, una vez que se termine con las residencias, se hará siguiendo el modelo de la gripe, de modo que «sabemos cuando va a llegar a cada uno de los grupos, pero todo va a depender de las vacunas que nos manden».

Recordó que «para 1,5 millones de personas mayores, necesito 3 millones (de vacunas)», y agregó que «ojalá pudiera tener vacunados a todos los mayores y personas con patologías, eso nos daría la tranquilidad relativa de que estamos venciendo a este maldito virus».

Aguirre confirmó que el martes llegaron las casi 70.000 previstas para esta semana, con retraso debido al temporal, y que se empezarán a ponerlas «a partir de hoy [por ayer]», al tiempo que enfatizó que «capacidad de absorberlas no tengo problemas, lo que necesito es vacunas».

Andalucía se encuentra por encima de la media nacional de vacunación fijada en el 65,6 por ciento, y es la que más vacunas ha inoculado hasta el momento por número de dosis, con 94.879 dosis de Pfizer/BioNtech. A nivel nacional, 488.041 personas habían sido vacunadas hasta el pasado martes.