La consulta de enfermería de la Unidad de Reumatología del Hospital Regional Universitario de Málaga ha realizado más de 1.500 atenciones telemáticas desde el inicio de la pandemia de COVID-19 para aspectos relacionados con tratamientos de alta tecnología, toxicidad, adherencia o complicaciones derivadas de la enfermedad reumática de base de los pacientes.

La Unidad de Reumatología del complejo sanitario atiende cada año más de 17.000 consultas, realiza más de 5.000 pruebas complementarias específicas y aplica más de 1.000 tratamientos en el hospital de día a pacientes con enfermedades reumáticas complejas y con un alto impacto en la salud.

La mayoría de estos padecen enfermedades inflamatorias autoinmunes como artritis reumatoide, artritis psoriásica, lupus eritematoso sistémico, espondilitis anquilosante y esclerodermia que precisan de un abordaje multidisciplinar y cuidados encaminados a maximizar la eficacia y seguridad de los tratamientos.

La consulta de enfermería en Reumatología atiende pacientes de forma presencial y telefónica desde el año 2012, si bien esta ha potenciado su modalidad telemática a consecuencia de la pandemia de COVID-19 con el apoyo de la Dirección de Tecnologías de la Información (TIC).

Estas consultas de telecuidados son programadas por enfermería para abordar problemáticas específicas como seguimientos de terapias inmunosupresoras de inicio, toxicidades o eventos adversos derivados del tratamiento o de la enfermedad de base, han precisado desde la Junta de Andalucía en un comunicado.

Además, se atiende diariamente las situaciones complejas a las que se enfrentan los pacientes con una línea telefónica específica de enfermería que funciona en horario de consulta de lunes a viernes de 8 a 15 horas. En caso de ser necesario, en la misma participan, a su vez, la enfermera gestora de casos y el equipo de Atención Primaria.

Las consultas de enfermería trabajan de forma coordinada con los reumatólogos para conseguir una mejor y rápida asistencia de los pacientes.

La enfermera responsable de la consulta, Laura Cano, ha explicado que los programas educacionales son una herramienta fundamental en los pacientes reumáticos. Estos abarcan aspectos importantes para el autocuidado como la gestión del dolor, la fatiga, aspectos psicológicos relacionados con la cronicidad, manejo de los tratamientos, comprender las analíticas y controles rutinarios que se realizan para la enfermedad o mejorar los trastornos del sueño, entre otros.

Asimismo, se realizan programas educacionales estructurados individualizados enfocados al autocuidado y el manejo correcto del tratamiento por parte del paciente, han puntualizado.

La consulta de enfermería de Reumatología del Hospital Regional de Málaga desarrolla prácticas avanzadas de enfermería desde hace nueve años de desarrollo que mejora los cuidados del colectivo de pacientes reumáticos crónicos y de alta complejidad y que aporta un nuevo enfoque en el seguimiento de estos pacientes en el ámbito hospitalario.