El portavoz socialista, Daniel Pérez, pidió ayer al equipo de gobierno local «que habilite un espacio municipal alternativo y cercano para los 170 mayores que se han quedado sin lugar de reunión tras el cierre del Centro de Educación de Adultos de San Andrés» en el distrito de Carretera de Cádiz, «donde hasta hace dos semanas realizaban sus actividades de envejecimiento activo desde hace 25 años». Durante una rueda de prensa con la viceportavoz socialista, Begoña Medina, el concejal Rubén Viruel y medio centenar de usuarios de este centro, Pérez criticó que «de la noche a la mañana el Ayuntamiento ha cerrado el centro de San Andrés para llevar a cabo unas reparaciones, sin ofrecerles un lugar cercano para realizar sus actividades, que van desde la formación en educación, clases de inglés, talleres de manualidades y ejercicios para mantener en forma mente y cuerpo». En contrapartida, el Ayuntamiento les ha dicho que vayan al centro de la barriada de El Torcal, «que está muy lejos». El concejal de Carretera de Cádiz, Luis Verde, acusó al PSOE de «mentir». «Han mentido. El Ayuntamiento no tiene nada que ver con la decisión de que se cambien de centro», señaló Verde. Explicó que hay un informe de Urbanismo, que se le entregó al centro, donde se expone que existen unas grietas «y para subsanarlas se ha instalado unos testigos y se recomienda, que si es posible, no se utilice el edificio en tanto se determina» la causa de las grietas.