Una moción de Podemos e IU, defendida por la edil Paqui Macías, ha servido esta mañana para que el Ayuntamiento de Málaga, por boca de la edil de Sostenibilidad Medioambiental y en la comisión especializada en esta materia, pida, como hace cada año, a las comunidades privadas que actúen contra la procesionaria, como hace su área en parques y zonas verdes públicas.

Así, Del Corral ha explicado que han buscado e investigado si hay repuntes de la presencia de procesionaria no controlados por el área de Parques y Jardines, y se habría dado este "por la falta de control de entidades privadas". En este sentido, se ha iniciado un trabajo conjunto con el Colegio de Administradores de Fincas para que, al igual que el Consistorio trabaja en mantener y controlar la presencia de la procesionaria en las zonas verdes públicas, "las entidades privadas hagan lo mismo en sus espacios". De esta forma, se ha mandado al colegio el trabajo preventivo efectuado por el Consistorio con el fin de vincular "a las comunidades de vecinos con la necesidad de que lleven a cabo estos tratamientos, porque además tienen la obligación de hacerlo", ya que si no el esfuerzo municipal se queda "corto".

Del Coral ha destacado que el Consitorio, en los meses de octubre y noviembre, realiza un trabajo preventivo muy profundo en los terrenos de parques públicos y zonas verdes, de tal forma que en los últimos meses se habría actuado en más de 2,8 millones de metros cuadrados de la ciudad. En los lotes uno y dos, se habría actuado en 28 colegios de Infantil y Primaria, además de haberse desarrollado la labor preventiva en entornos cercanos a residencias de mayores, ambulatorios o centro de salud.

Finalmente, la moción de Adelante Málaga, nombre que usaba hasta ahora la confluencia de IU y Podemos, ha salido adelante por unanimidad de todos los grupos, de forma que se insta a las empresas adjudicatarias de Parques y Jardines a seguir reforzando las actuaciones preventivas en materia de plagas de procesionaria del pino, a fin de evitar las consecuencias negativas sobre la ciudadanía y los animales cada vez que aparecen, además de que el área que dirige Gemma del Corral estudiará sustituir los actuales métodos de control y eliminación de la procesionaria del pino por otros métodos más ecológicos (por cierto, Del Corral ha recordado que el Gobierno permite el uso de productos fitosanitarios para ello y acusa a Adelante de pedir en la comisión el uso de productos ecológicos) y, por último, el Área continuará ejecutando un plan de control que contempla actuaciones en el corto y medio plazo e incluyen: eliminación manual de los bolsones de procesionaria, la utilización de conos de tronco, y la utilización de depredadores naturales.