Bandas de música

Nace la Asociación Provincial de Bandas de Málaga

Está formada hasta el momento por una veintena de bandas y no descartan que el número siga creciendo

Una imagen del acto de presentación de la Asociación Provincial de Bandas de Málaga en la Diputación este viernes.

Una imagen del acto de presentación de la Asociación Provincial de Bandas de Málaga en la Diputación este viernes. / L.O

Alba Rosado

Este viernes se ha presentado la nueva Asociación Provincial de Bandas de Málaga (APBAM), que nace como entidad jurídica con la intención de aglutinar a las distintas agrupaciones musicales existentes por toda la geografía malagueña. La búsqueda de líneas de cooperación y nuevos recursos, nuevas fórmulas que aporten autosuficiencia, fomentar la formación musical en todos los pueblos de la provincia, así como el compromiso de desarrollo y difusión de la cultura, son las líneas estratégicas a desarrollar.

 Uno de sus representantes, David Gutiérrez señala que la idea de crear una asociación como APBAM siempre ha estado históricamente presente en las bandas pero que nunca nadie se había atrevido a dar el paso. "La iniciativa nace poniendo en común los objetivos e inquietudes de las bandas para mantener su actividad diaria con motivo de la pandemia. Las bandas estamos en una situación crítica y teníamos que aglutinarnos para juntar fuerzas", narra Gutiérrez.

En el acto, celebrado en Diputación, ha participado la vicepresidenta cuarta y diputada de Ciudadanía y Atención al Despoblamiento del Territorio, Natacha Rivas, acompañada del presidente de la Asociación, PBAM, José Sánchez Rubiales, y de David Gutiérrez Postigo, secretario, han sido los encargados de presentar en la institución provincial esta nueva iniciativa.

La pandemia, un golpe duro

La asociación ha sido presentada este viernes en un acto en la Diputación de Málaga en el que se ha hablado de la difícil situación en la que se encuentran las bandas de música. Estas están recogidas en distintos grupos. Por un lado, existen algunas que son reconocidas como asociaciones culturales, por otro lado, están las municipales y también las que se engloban en hermandades y cofradías de la provincia. En palabras de Gutiérrez, las municipales tienen garantizado su presupuesto pero, las demás viven de la actividad que hacen, de algunas ayudas institucionales que reciben y especialmente de la autofinanciación. Con el tema de la pandemia les ha sido imposible realizar actuaciones a lo largo del año y, concretamente, durante la Semana Santa, lo que ha supuesto un receso del 92% de los ingresos de las bandas durante el último año.

“Somos conscientes de que la cancelación de la Semana Santa por segundo año consecutivo, así como numerosas celebraciones como cabalgata de Reyes, pasacalles o conciertos, ha sido nefasto para la supervivencia de este colectivo que en circunstancias normales pueden celebrar hasta 1.200 actuaciones en un año”, explica Natacha Rivas, vicepresidenta cuarta y diputada de Ciudadanía y Atención al Despoblamiento del Territorio, presente en el acto.

Además Gutiérrez hace hincapié en que sin normativas ni recomendaciones es complicado mantener la actividad educativa. Hasta el 4 de marzo de este año no ha habido ninguna especificación por parte de las publicaciones de las distintas instituciones sobre cómo tenían que actuar las bandas musicales. "En el BOJA del 4 de marzo fue cuando se dieron algunas pinceladas acerca del funcionamiento de las bandas pero, hasta entonces, nada", cuenta.

Unos objetivos claros

Desde APBAM tienen un horizonte definido. Entre algunos de sus objetivos figuran lograr el reconocimiento a las bandas como bien de interés provincial y conseguir poner en valor el repertorio bandístico, compositores y obras de la provincia. Asimismo quieren acordar líneas de colaboración con las instituciones públicas (Diputación Provincial, Junta de Andalucía, Gobierno de España, Unión europea). Otra de las inquietudes de APBAM son las becas de formación para los miembros de las bandas asociadas y descuentos en la compra y reparación de instrumentos musicales, así como en la adquisición de entradas en eventos culturales".

Majestuosidad de las bandas malagueñas

La Provincia de Málaga cuenta con diversas bandas de las más longevas de España, es el caso de las bandas de Alozaina, Estepona, Vélez Málaga ó Álora, todas ellas centenarias, teniendo como máximo referente a la Banda Municipal de Málaga, la cual fue constituida en enero de 1859, a petición del Músico Mayor Francisco Hernández. Especial atención requiere la Banda de Cornetas y Tambores del Real Cuerpo de Bomberos de Málaga, que bajo la dirección del linarense Alberto Escámez López, fue el germen de un estilo interpretativo que se ha expandido por toda la geografía nacional. En la actualidad, una veintena de bandas conforman la APBM. Algunas de ellas son: Asociación Banda de Música de Alcaucín, Asociación Musical Banda de Música de Benamocarra, Agrupación Musical de Marbella, Agrupación Musical de Nuestro Padre Jesús de Alhaurín de la Torre, Asociación Musical Aureliano del Real, Banda Municipal de Ronda, Asociación Musical, La Lira de Pizarra, Asociación Musical Nazareno de las Torres de Álora, Asociación Musico-cultural Maestro Paco Tenorio de Arriate, Asociación Musico Cultural de la Santa Vera Cruz La Pepa de Alhaurín el Grande, Banda de CC y TT Dolores Coronada de Álora, Banda de CC y TT El Hacho de Álora o Málaga Brass Band.

Según Gutiérrez serán muchas más las que se irán añadiendo a esta veintena ya que algunas no se han unido a la asociación porque aún dudan acerca de si el proyecto va a funcionar realmente. "Es normal que ahora mismo no se asocien, pero había que dar el paso para convertirnos en una entidad y que empecemos a luchar por que se nos ponga en valor. Es muy difícil hacer nada sin estar constituidos y mucho menos relacionarte con el resto de entes de la sociedad", explica. Además, también reconoce que algunas de ellas están dentro de otras cofradías que tienen que solicitar a sus juntas de gobierno que aprueben asociarse, al igual que las municipales, que tienen que llevar a pleno esta decisión para que sean los ayuntamientos los que se integren en la asociación.

Lo primordial, la educación musical

"Lo más importante son nuestros alumnos. Lo bonito de todo esto es que en un pupitre pueden estar sentados un niño y un señor de 70 años. Esa formación y la divulgación hay que cuidarlas y es indispensable que no se pierdan. En muchos sitios las bandas de música son el primer acercamiento musical al no existir conservatorios", cuenta Gutiérrez. Se estima que el número de personas que forman parte de estas bandas asciende a más de 5.100, a los que hay que sumar aquellos componentes que están en periodo de formación, alrededor de 1.200 alumnos.

La formación que se desarrolla en el seno de está bandas comprende la práctica instrumental, teoría y lenguaje musical, y en muchos casos se ofertan otras especialidades como piano, guitarra, canto e instrumentos de cuerda frotada como el violín o el violonchelo. La labor docente es desempeñada por más de 280 profesionales; directores musicales y profesores de las distintas especialidades instrumentales. La actividad de las bandas se desarrolla a lo largo de todo el año, poniendo melodías a nuestras celebraciones y fiestas tradicionales, con numerosas actuaciones que abarcan: conciertos, pasacalles, cabalgatas, desfiles procesionales, entre otras. En los últimos años ha tomado relevancia la organización de conciertos didácticos, con la finalidad de acercar la música a los escolares y seguir incrementando estos números.