El puerto de Málaga ha registrado un incremento en la actividad de mercancías en el primer trimestre del año, con 857.813 toneladas movidas, lo que supone un aumento del 14,7 por ciento en relación al mismo periodo del año anterior.

Así, según los datos de la Autoridad Portuaria, el tráfico de contenedores en el recinto malagueño duplica su actividad con un movimiento de 372.790 toneladas, revelando un incremento del 117,4 por ciento respecto al primer trimestre de 2020.

Además, han destacado que el "importante incremento" en las operativas de contenedores llenos en tránsito observado en enero del presente ejercicio se prolonga hasta el mes de marzo. Durante el primer trimestre de 2021 se movieron 235.372 toneladas, las cuales suponen cerca del 80 por ciento del total de este tipo de tráfico, "abriendo la oportunidad al puerto de Málaga de posicionarse como una interesante plataforma logística en el sur de Europa".

Graneles sólidos

En cuanto a los graneles sólidos, se mantiene durante el primer trimestre del año con una leve disminución del 13 por ciento, es decir, un movimiento de 312.557 toneladas.

Las operativas de productos agroalimentarios equilibran los datos de granel sólido habiéndose incrementado, especialmente, el movimiento de pienso y forrajes; caucho; semillas, frutos y esporas para la siembra con un movimiento total, si se añade también el cereal y su harina, de 122.642 toneladas.

Otros tráficos

Respecto a los graneles líquidos, si bien este tráfico, conformado principalmente por aceite y combustible, fue el que más creció porcentualmente el pasado mes de enero, no es así en el cómputo del trimestre, disminuyendo un 40 por ciento su actividad, debido al descenso del movimiento de combustible en relación con el mismo periodo del año anterior.

En cuanto a los vehículos nuevos, de enero a marzo de 2021, el tráfico de importación de vehículos continúa su evolución ascendente hacia su estabilización, "sin alcanzar aún los niveles de movimiento anteriores a la pandemia". Por tanto, se observa una disminución del 21,7 por ciento respecto al mismo trimestre del año anterior con un movimiento de 7.840 unidades.

El movimiento de pasajeros continúa siendo es el más castigado por las restricciones de movilidad, con un movimiento de 23.681 personas durante el primer trimestre correspondientes a la conexión Málaga-Mellilla, ya que el turismo de cruceros es inexistente en la actualidad.

Se observa, por tanto, una disminución del 80 por ciento en el flujo de personas durante el inicio del año. Esta cifra podría incrementarse en el segundo semestre por la evolución y generalización de la vacunación.

En 2021, el Puerto de Málaga continuará atento a las futuras indicaciones remitidas por las autoridades competentes ante la situación actual, "garantizando la cadena de suministro de una forma sostenible y segura". Además, dará luz verde a proyectos que contribuyan al impulso económico y social del recinto portuario, así como de las empresas relacionadas con él, han sostenido.