Una retroexcavadora se va a encargar este jueves y el tiempo necesario de cubrir de tierra los restos arqueológicos hallados en la antigua parcela ocupada por el edificio de los cines Astoria y Victoria, siguiendo así las directrices y el modo habitual de proceder de la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucia hasta que se conozca finalmente el proyecto que se hará en esa zona estratégica del Centro Histórico, el informe con las conclusiones sobre el valor de los vestigios encontrados y los resultados de los sondeos geoarqueológicos efectuados para conocer si entre los seis y los diez metros de profundidad hay restos de valor y, por tanto, hay que excavar más.

Cabe recordar que se han hallado restos cristianos, de la época de la conquista de la ciudad, lo que se refleja en los enterramientos de cadáveres de caballeros que venían con las tropas de los Reyes Católicos, vestigios de la época musulmana, también con algunos enterramientos, y restos romanos, también funerarios, estos últimos, se cree, de gran valor. Otro hallazgo fue el hospital de Santa Ana y la primera posada de la ciudad. También se apuntó por las arqueólogas que dirigen la excavación, que están a cargo de Hermanos Campano, encargada de derribar el edificio, que se ha comprobado que este suelo estaría en una vía de entrada y salida de la ciudad. En cualquier caso, los restos habrán de ser ponderados y analizados en ese informe que habrá de ser enviado a la Junta de Andalucia, al igual que también se hará lo propio con las conclusiones de los sondeos, menos invasivos y más seguros que las excavaciones.

La historia es que hay un proyecto de hacer un edificio traslúcido en ese suelo que tenga usos culturales y gastronómicos, con un auditorio en el subsuelo que llegaría hasta una profundidad mayor de la excavada, colisionando con los restos de épocas anteriores, por lo que se propusieron los sondeos geoarqueológicos. Este proyecto de capital cordobés ha sido declarado de interés por la ciudad, pero muchos ciudadanos y numerosos colectivos prefieren una plaza de la Merced diáfana y un pequeño parque arqueológico en la zona prestigiando y explicando los restos localizados. 

Hasta Cs, socio de gobierno del PP, ha llegado a pedir que se espere a los resultados de los informes para decidir. La oposición aboga por dejar diáfana la plaza y hay una postura intermedia que tiene que ver con integrar los restos en un futuro edificio si son de valor medio o dejar la plaza abierta y el solar sin ocupar si el valor es importante, pero para eso hace falta conocer los resultados de las excavaciones y sondeos y la interpretación que hacen con los datos hallados las arqueólogas que dirigen las excavaciones.