La muerte por infarto el pasado domingo de un conocido hostelero de Churriana de 45 años ha provocado que varios colectivos vuelvan a reclamar las urgencias 24 horas para Churriana e incluso se anuncien protestas.

Se da el caso además de que desde 2008, cuando se inauguró el centro de salud de Churriana en la calle Enrique van Dulken durante la etapa socialista, este equipamiento incluyó como anexo un módulo de urgencias que los vecinos no han logrado ver funcionando todavía.

Inmaculada Viñolo, presidenta de la Asociación de Vecinos Arcuves de Churriana, comentó ayer que vio al hostelero menos de una hora antes de su muerte. «Me dijeron que no se podía haber hecho nada pero la ambulancia tardó 40 minutos y queda la cosa de saber qué hubiera pasado si el médico viene antes», señaló. A su juicio, esta situación ha vuelto a «sacar la indignación que los vecinos ya teníamos acumulada desde hace años y desgraciadamente ha vuelto a pasar».

La presidenta recordó que el último compromiso de la Junta de Andalucía fue el de abrir las urgencias tras Semana Santa, en la medida en que la Covid lo permitiera. En cualquier caso, consideró que el coronavirus «es una excusa ante la falta de inversión».

A esa reunión, celebrada en septiembre de 2020, una de las asistentes fue Maricruz Torres, secretaria de la asociación ecologista Ciriana, dentro de la plataforma Urgencias Churriana. «Nos citaron la delegada del Gobierno de la Junta, Patricia Navarro, y el delegado de Salud, Carlos Bautista, y nos aseguraron que como muy tarde las urgencias se abrirían tras Semana Santa», informó ayer.

Con respecto al fallecimiento el domingo de este conocido hostelero, destacó que «a la familia siempre le quedará la duda» de si una atención más rápida le hubiera salvado la vida y señaló que, según le indicaron testigos, la ambulancia del 061 tardó «unos 50 minutos».

La portavoz ecologista lamentó que la administración autonómica «no ha cumplido» y comparó las urgencias de Churriana «con el cuento del lobo». «Nos dicen además que el módulo de urgencias se usa para hacer las vacunaciones, cuando lo que hay que hacer es reforzar la atención primaria y que sea un primer filtro», indicó. Por este motivo, propuso que las vacunaciones se hagan en el aparcamiento de Plaza Mayor.

Maricruz Torres también informó de que Ciriana pidió este lunes por escrito una reunión con el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, y que también ha solicitado autorización para realizar, el próximo martes 4 a las 11, una pequeña cacerolada delante de la Delegación de Gobierno de la Junta en la Alameda Principal.

Respuesta de la Junta

El delegado de Salud, Carlos Bautista, lamentó ayer «muchísimo» el fallecimiento del hostelero e informó de que murió casi «de forma instantánea», aunque precisó que una ambulancia del 061 «totalmente preparada», acudió «a los 15 minutos» y no más tarde.

El delegado también indicó que el módulo de urgencias no ha podido abrirse en el tiempo indicado «porque la tercera ola ha sido brutal y absorbió todo ese personal que también se ha dedicado a salvar vidas».

«Bien es verdad que en Churriana tenemos un compromiso y lo vamos a hacer. En cuanto la pandemia nos deje, y estamos muy cerca, trasladaremos equipos a Churriana para montar esas urgencias completas como las diseñamos y prometimos», remarcó Carlos Bautista.

El delegado de Salud indicó por último que, mientras tanto, «en un edificio que estaba terminado y abandonado hemos montado un servicio donde se hacen rastreos y test de Covid».