Los portavoces de los grupos del PSOE y de Adelante Málaga, José Bernal y Teresa Sánchez, le han reprochado al presidente de la Diputación, Francisco Salado, "la organización sectaria, y alejada de cualquier convivencia institucional, del próximo Día de la Provincia, previsto el 10 de junio en la plaza de toros de La Malagueta".

A juicio de los portavoces del PSOE y Adelante Málaga, José Bernal y Teresa Sánchez, respectivamente, "el itinerario de este Día de la Provincia no ha podido ser más desafortunado: la decisión de su celebración (retrasada en varias ocasiones) no fue comunicada oficialmente a la Junta de Portavoces, la designación de las entidades premiadas se ha hecho sin consenso, y ahora se ha negado la participación de la oposición en la entrega de las distinciones, como ha sido habitual en ediciones anteriores".

"Estas decisiones del presidente de la Diputación son la manifestación clara de la visión partidista que tiene el máximo representante de la institución en el ejercicio de sus funciones de gobierno; rompe así el presidente la cordialidad institucional y protocolaria que debe primar en toda institución política, al margen de la lógica y formal confrontación de propuestas e ideas que se debaten en sus órganos colegiados y en los foros públicos", añadieron.