Con motivo del Día Mundial del Donante, el Centro de Transfusión Sanguínea de Málaga denuncia un desplome en las donaciones y hace un llamamiento para que la población acuda a donar sangre este lunes y martes. 

Desde el centro de Transfusión aseguran que "la situación es bastante complicada, ha disminuido casi un 20% de lo que sería habitual en estas fechas", dice el coordinador médico del CTRS, Mariano Lozano.

Lozano alerta de que las "reservas están muy bajas" y que se necesita conseguir unas 500 donaciones, una cifra que sería "Un buen comienzo de semana y nos ayudaría aumentar las reservas". Además asegura que "ahora difícilmente llegamos a las 150-160, está cayendo en picado", subraya.

Y esto se debe, según el coordinador médico a la vuelta de la normalidad: "Volver a trabajar y a las labores cotidianas, ha hecho que la gente se haya olvidado de la donación de sangre". 

Durante este lunes y martes, y coincidiendo con el Día Mundial del Donante de Sangre,  el centro estará abierto de 9 de la mañana a 9 de la noche: "Estamos a vísperas del verano y tenemos que aprovechar para hacer un llamamiento para que los ciudadanos donen", reitera Lozano.