El sindicato UGT volvió ayer a advertir de la «mala gestión» en la cafetería del Parque Cementerio de Málaga (Parcemasa), cuyos trabajadores «aun no han cobrado la nómina de mayo» así como otros complementos anteriores, por lo que se han planteado, de nuevo, ir a la huelga.

El secretario de Hostelería y Turismo de UGT en Málaga, Sergio de Oses, lamentó esta situación, «que no sólo es un perjuicio para la plantilla, también lo es para los usuarios, puesto que la calidad del servicio con tan poco personal, es mínima». Así, indicó que la empresa que explota el servicio «continúa sin cubrir las bajas, los periodos de vacaciones y aún mantiene trabajadores en ERTE». «Si a lo anterior le sumamos que se sigue cerrando la cafetería gran parte de la noche y la reducción de los platos que hay en el menú, (tan solo dos primeros y dos segundos, algo impensable estando ubicada en el Parque Cementerio), todo esto deja claro la mala gestión que se está realizando, con el conocimiento y consentimiento de la Gerencia de Parcemasa», afirmó.

La plantilla, añadió, además de no cobrar la nómina de mayo, sigue sin que le abonen «los conceptos salariales que les corresponden, según marca el Convenio Provincial de Hostelería de Málaga, como la nocturnidad, compensación de festivos, plus de distancia, etcétera». Según De Oses, tras las reuniones que se mantuvieron con la Gerencia y miembros del consejo de administración de Parcemasa, «a día de hoy lo único que han conseguido es un recrudecimiento por parte de la empresa, del clima laboral».

Con fecha para ser vistas sus reclamaciones laborales en los juzgados para 2023, la plantilla se vuelve a plantear la opción de una huelga. «Es normal que después de tantas reuniones y tantas promesas, y ver que todo continúa a peor y no se ve interés por ninguna de las parte. Apoyaremos dicha huelga si finalmente así lo decide la plantilla», sostuvo el dirigente de UGT en Málaga.