El verano es el tiempo de los excesos, de los ‘atracones’ en los chiringuitos del Palo, ojear al niño desde la tumbona ‘cerveza en mano’ en la Misericordia o los planes que incluyen una cena tardía  y la ‘copita de después’ en una de las terrazas del centro de Málaga. Aunque no está de más un ‘caprichito’ de vez en cuando, es importante cuidar la alimentación porque repercute de forma directa en nuestra salud. “Una dieta saludable ayuda a protegernos de la malnutrición en todas sus formas, así como de las enfermedades no transmisibles, entre ellas la diabetes, las cardiopatías, los accidentes cerebrovasculares y el cáncer”, según datos difundidos por la OMS (Organización Mundial de la Salud). 

La dietista y nutricionista del hospital Quirónsalud Málaga, Lara Dalla Rovere, aconseja ingerir las cinco raciones de frutas y hortalizas que recomienda la OMS al día. “En verano aumenta la necesidad de hidratación por altas temperaturas y la sudoración”, apunta la nutricionista alegando que “se necesita ingerir más agua a lo largo del día, las frutas y las verduras como la sandía, el melón o el pepino, si se consumen crudas, pueden servir para hidratarse ya que tienen un porcentaje de agua elevado”.

Lara Dalla descarta el consumo de bebidas alcohólicas y refrescos azucarados aportando propuestas más saludables como “apostar por el consumo de té o añadiendo algo de sabor al agua utilizando pepino, fresa, trocitos de limón o hierbabuena”. Otra idea que propone la nutricionista es “congelar la fruta en cubitos para tener una especie de trozos de hielo con fruta”. 

El 'picoteo' playero

Ir a la playa no tiene que implicar descuidar la alimentación saludable. Existen ‘snacks’, el clásico ‘picoteo’, que van más allá de la bolsa de patatas fritas o el tradicional helado. La nutricionista Lara Dalla plantea alternativas como “palitos de zanahoria con hummus o guacamole, tomates cherry con bolitas de mozzarella, frutos secos naturales o tostados, nunca fritos ni con excesiva sal”. Si se es más del típico bocadillo, la dietista recomienda emplear “pan integral y apostar por rellenos como el atún con tomate o el queso y las anchoas”. 

Alimentos interesantes en verano

Con la llegada del verano y la continua exposición a la radiación solar es necesario prestar especial atención a la piel. Existen alimentos que pueden ayudar a protegerla, “hay que incorporar más vitaminas y compuestos antioxidantes a la alimentación en verano”, puntualiza la nutricionista Lara Dalla. La profesional elabora una pequeña lista con una serie de alimentos interesantes para consumir en estas fechas.

  • Vitamina C: frutos rojos, fresas, papaya, kiwi, pimiento crudo, cítricos. 
  • Vitamina E: aceite de oliva virgen extra, almendra, aceituna. 
  • Vitamina A: papaya, mango, calabazas, zanahorias.

En referencia al consumo de carne, Lara Dalla ha declarado que “el problema es que la población española consume muchos productos de carne procesada como las salchichas o las hamburguesas” y ha recomendado “reducir el consumo de carne roja”. 

"El pollo, el pavo y el conejo son buenas opciones para evitar el consumo de productos con carne procesada".

Lara Dalla - Dietista y nutricionista del hospital Quirónsalud Málaga

La nutricionista ha señalado la necesidad de “dar más prioridad al pescado, tanto blanco como azul, y a los productos de mar como las almejas, los pulpos, los mejillones o los calamares” añadiendo que “otras opciones de proteínas de origen animal de buena calidad son los huevos: cocidos, revueltos o en tortilla”. 

Las legumbres no pueden caer en el olvido, Lara Dalla da múltiples ideas para su consumo alejadas del típico potaje: “Las legumbres se pueden tomar en ensalada, en paté como el hummus o incluso comprar pasta realizada con harina de legumbre como una alternativa diferente que puede favorecer su ingesta entre los niños”. 

“No es obligatorio hacer las 5 comidas al día, no es tan importante cuántas comidas se realizan al día sino el total de lo que se come”, ha aclarado la nutricionista Lara Dalla.