La quinta ola parece haber superado su pico de contagios. La provincia ha sumado menos de 800 por primera vez en un mes, al tiempo que añade casi 1.600 curados, pero sin embargo la mortalidad ha aumentado hasta los 14 fallecidos con Covid-19 en apenas 24 horas. Es el peor dato en este apartado desde hace cuatro meses. En concreto, desde las 18 víctimas mortales del 7 de abril no se habían acumulado tantos óbitos. Ahora son 1.777 los que lamenta la provincia desde el inicio de la pandemia.

El primer fallecido en la localidad serrana de Benaoján, por ejemplo, eleva a 80 el número de municipios con al menos un fallecimiento. También se ha registrado otro deceso en dicho distrito, localizado en la capital rondeña, donde ya son 95 las víctimas mortales con coronavirus. En Vélez-Málaga también se alcanza ese número, al registrarse una en las últimas 24 horas y también lamenta un caso el Valle del Guadalhorce, concretamente el fallecido número 21 en Alhaurín el Grande.

La capital malagueña ha agregado tres fallecidos (669 desde el inicio de la pandemia), Estepona otros tres (46) y dos lamenta Marbella (192). El litoral occidental ha sumado siete decesos, la mitad de los contabilizados en la provincia. Los dos restantes se sitúan en Manilva (suma 21) y Casares (12).

Cabe destacar que, con el aumento de los curados, los casos activos bajan de 25.000 y se sitúan en números de hace cinco semanas, como dato favorable. Los positivos semanales están ahora en algo más de 5.500, que también es el mejor balance en casi un mes. A todos estos registros hay que añadirles 12.230 nuevas dosis de vacuna inoculadas, que permiten aumentar en 7.100 el número de personas con toda la pauta completa. Ahora son 985.502 los malagueños en dicha situación (58,45% de la población).

En cuanto a la comunidad autónoma, los 3.400 contagiados de este martes suponen también un descenso. Los casi 900 de Sevilla son el único registro provincial superior al de Málaga. Pero cabe destacar que los fallecidos han sido en total 28 durante esta última jornada, de manera que uno de cada dos se localiza en la provincia malagueña