El sindicato CCOO alertó ayer del «empeoramiento» de las condiciones laborales, pérdidas de empleos y de pequeños comercios en Málaga debido a la declaración de la Zona de Gran Afluencia Turística (ZGAT) en la ciudad. El sindicato se volvió a concentrar en la calle Larios para recoger firmas contra esta medida.

La responsable de Políticas Sectoriales e Institucionales de Servicios de CCOO en Andalucía, Esther Izquierdo, dijo que el Ayuntamiento de Málaga «ha renunciado a la anterior regulación comercial y ha dado un vuelco de 180 grados, ampliando el periodo de apertura de domingos y festivos a cuatro meses en verano este año y en Semana Santa». También acusó al equipo de gobierno de «demagogia».

«Los pequeños y medianos comercios pueden abrir los 365 días del año, esta protesta es también en defensa del comercio de proximidad, a ellos no les hace falta esta ampliación horaria. Quien la solicita, demanda y presiona para estar abiertos son las grandes superficies, que no tenían autorización para abrir», incidió. La concentración de CCOO tuvo el respaldo de la edil de Adelante y coordinadora local de IU, Remedios Ramos.