El Comité Territorial de Alertas de Salud Pública de Alto Impacto de Málaga rebajó ayer las medidas en tres de los distritos sanitarios de la provincia, concretamente los de la Axarquía, la Vega antequerana y Serranía de Ronda. Todos ellos pasan de nivel 2 a nivel 1 de alerta, después de que se hayan analizado los datos epidemiológicos de incidencia de la enfermedad del Covid-19.

Los otros tres distritos, Málaga, Costa del Sol y Valle del Guadalhorce, siguen una semana más en nivel 2. Como ya es sabido, estas variaciones afectan, principalmente, en materia de aforo. Y todos los cambios son de aplicación desde las 00.00 horas de hoy jueves. Y, como ya informó el martes el presidente de la Junta, Juanma Moreno, a partir de la madrugada de hoy se amplía también el horario de los establecimientos en hostelería y restauración, que podrán dar servicio hasta 01.00 horas y estar abiertos hasta las 02.00.

Estas modificaciones estarán condicionas a las ordenanzas municipales de cada ayuntamiento, mientras que para los establecimientos de ocio nocturno el horario de apertura se extiende hasta las 03.30, aunque el servicio deberá cesar a las 03.00 de la madrugada. En las zonas en nivel 1, para hostelería y restauración se permite el consumo en barra interior, manteniendo la distancia interpersonal. En niveles 1 y 2, además, las mesas podrán ser a partir de ahora de hasta ocho personas en interior y diez en exterior.

En relación con el ocio nocturno y salones de celebraciones se permite el consumo en barras interiores y exteriores en nivel 1 de alerta. En nivel 2 de alerta, el consumo sólo se permite en barras exteriores, manteniendo siempre la distancia entre personas. El aforo máximo de las celebraciones en interior será de 250 personas en nivel 1 de alerta y de 200 personas en nivel 2.

Por otro lado, en relación con los congresos, los aforos se amplían en interior a 1.000 personas en nivel 1 y a 800 personas en nivel 2. En exterior, el aforo se amplía hasta 1.500 personas en niveles 1 y 2.

Vacunación

Ayer, en cuanto a la evolución de la pandemia, tomó la palabra el vicepresidente de la Junta, Juan Marín, en la apertura del curso en Educación Infantil. Así adelantó que la Junta trabaja en un plan de vacunación para los niños de 0 a 11 años, que comenzaría a final de octubre y que se desarrollaría en los propios colegios y centros de Educación Infantil, «siempre con el consentimiento de los padres».

Marín indicó que se trabaja en que la vacunación de los niños se desarrolle en los centros escolares con enfermeros, porque «no son cantidades importantes» de dosis si se compara con lo que se administra ahora. Puso el ejemplo de la Educación Infantil, donde hay unos 126.000 niños, por lo que si todos los padres estuvieran de acuerdo «en una mañana estarían vacunados».

La fecha para este programa de vacunaciones será determinada por el equipo de expertos de la Junta de Andalucía, debido a que la vacunación ahora se limita a los 800.000 andaluces de la población diana que no tienen dosis administradas. Y se prevé que puedan estar inmunizados «antes de que llegue la época de la gripe», y en los jóvenes de 12 a 16 años, pues el 75% quiere iniciar el curso vacunado.

Málaga añade cuatro fallecidos y 166 contagios

El inicio de septiembre confirma los buenos datos de las últimas semanas de agosto en la provincia de Málaga, que comienza este mes con una incidencia acumulada por cada 100.000 habitantes en 14 días aproximándose a los 200 casos en una jornada en la que se notificaron 166 contagios y cuatro fallecidos.

En concreto, la incidencia acumulada por la enfermedad del Covid-19 baja hasta los 202,8, frente a la de 214,1 de este pasado martes. En relación con la presión hospitalaria también continúa bajando. El miércoles eran 247 las personas ingresadas, mientras que este pasado martes la suma era de 273, lo que supone 26 menos, tal y como certifican los datos oficiales de la Consejería de Salud y Familias de la Junta.