Mercamálaga ha realizado una apuesta por la eficiencia energética y a su plan de mejora de consumo eléctrico, se suma la incorporación de dos puntos de recarga para vehículos eléctricos.

La red de recarga de puntos eléctricos es uno de los ejes fundamentales para lograr una rápida expansión del coche eléctrico, y potenciar su uso en detrimento de los vehículos de combustión tradicional. Los nuevos puntos de recarga de vehículos eléctricos se encuentran en el interior de las instalaciones de Mercamálaga, situados de forma estratégica en dos zonas diferenciadas del recinto de la Unidad Alimentaria con capacidad para ofrecer la recarga a cuatro vehículos de forma simultánea.

Para poder realizar la recarga de los vehículos eléctricos en Mercamálaga hay que descargar la App móvil Electromaps desde App Store o Play Store y permitir el acceso a tu ubicación. Posteriormente hay que registrarse en Electromaps y seleccionar el punto de recarga en el mapa, con la opción de Activar. Una vez te autoriza el punto de recarga (se debe mostrar un mensaje en la pantalla del punto), conectar el cable de recarga e iniciar la recarga.

Las instalación de estos puntos de recarga ha supuesto una inversión de 35.650 euros por parte del mercado mayorista, que ha contado con el apoyo de la Junta de Andalucía a través de los Planes de Incentivos de mejora del transporte en Andalucía, a través de Fondos FEDER .

En su política de mejora continua y en la apuesta de Mercamálaga por el medio ambiente, la instalación de estos puntos de recarga para vehículos eléctricos, complementan una serie de medidas de ahorro energético que ya se realizaron en su momento como fueron la renovación de luminarias, incorporándolas de bajo consumo y de tecnología Leds y la Integración de Reguladores de intensidad lumínica. Estos elementos han permitido obtener un ahorro anual del 38% en consumo eléctrico de toda la Unidad Alimentario del mercado mayorista.

En palabras del director general de Mercamálaga, Jaime Touchard, "Mercamálaga ha apostado con eficiencia y agilidad por la movilidad sostenible como vía para mejorar la calidad del aire y su apuesta por el medio ambiente. Estas infraestructuras contribuyen, además, a generar un ecosistema óptimo para el desarrollo local de soluciones innovadoras, industria y empleo asociado al nuevo modelo energético, más competitivo y sostenible. A través de estos puntos de recarga favorecemos e incentivamos el uso de los vehículos eléctricos y apostamos por tecnología como vía de mejora de nuestro entorno”.