La provincia malagueña ha registrado un fallecido con Covid-19 en las últimas 24 horas, concretamente en el municipio de Benalmádena, donde ya son 67 las víctimas desde que comenzó la pandemia. Además, la tasa de incidencia ha bajado hasta los 64,8 casos por 100.000 habitantes.

Desde marzo del pasado año se han contabilizado un total de 1.956 muertes en los seis distritos sanitarios de la provincia. En las últimas horas se han registrado menos de 100 contagios y los curados se han aproximado al medio millar. Así son ahora 3.051 los casos activos, de los que 1.273 se sitúan en el litoral occidental, otros 1.054 en el distrito de Málaga capital y 244 mantiene el distrito sanitarios de la Axarquía.

En el Valle del Guadalhorce continúan 235 personas en plena lucha contra la enfermedad, por 207 en La Vega antequerana y apenas una veintena en el conjunto de toda la Serranía de Ronda. A estos números hay que añadirles que 150.896 malagueños han logrado curarse desde el inicio de la pandemia, que representan el 97% de los 155.903 que, en base a los datos de la Consejería de Salud y Familias, se han contagiado desde febrero del pasado año.

En Andalucía, junto a la persona fallecida en Benalmádena, hay que lamentar otros siete fallecimientos. Ahora son 11.182 las personas que con coronavirus han perdido la vida en la comunidad autónoma. Asimismo, la cifra de positivos se acerca a los 807.000 ciudadanos. La tasa de incidencia autonómica está ahora en 54,9 casos, con la población de 30 a 39 años por encima de esa media: 60,4. En el plazo de los últimos siete días, los contagiados en la provincia de Málaga son 615, mientras que las muertes ascienden a 12.