Los biólogos adscritos al Departamento de Investigación y Divulgación Botánica del Jardín Botánico-Histórico de La Concepción han dado a conocer hoy una carta abierta dirigida a la Asociación de Amigos de La Concepción, en la que contestan a las críticas sobre la gestión de este BIC vertidas en un escrito por uno de sus vocales, el también biólogo Juan Antonio Valero, como adelantó La Opinión el pasado día 5.

El equipo subraya el carácter botánico del jardín, un apelativo que no lo otorga ninguna administración sino el reconocimiento de la Asociación Ibero-Macaronésica de Jardines Botánicos (AIMJB), a nivel nacional y el Botanical Garden Conservation International (BGCI) a nivel internacional.

Frente a las críticas de que en el jardín se realice una actividad botánica «sin vinculación con instituciones científicas y por tanto aislado y sin continuidad», como señalaba la carta, los biólogos resaltan cómo en 2019 se celebraron en La Concepción unas jornadas técnicas de la AIMJB sobre acciones para frenar el cambio climático, «con una asistencia de 50 directores y técnicos pertenecientes a 20 jardines botánicos e instituciones científicas», reza la carta abierta.

A raíz de este encuentro, los firmantes recuerdan que La Concepción ha sido integrada en una asociación internacional de jardines botánicos para paliar el cambio climático y el año pasado se incluyó el jardín en la Red Colecciones del Museo Nacional de Ciencia y Tecnología y ya forma parte de una infraestructura científica de datos abiertos financiada por gobiernos del mundo, llamada Global Biodiversity Information Facility.

Esta relación con cientos de jardines botánico, resaltan, conlleva el desarrollo de proyectos en común y es uno de los pocos jardines botánicos «que son objeto de una tesis doctoral».

También responden a la crítica de la existencia de «un equipo residual de dos jardineros del Ayuntamiento» que no realizan labores de mantenimiento sino que están integrados en el Departamento de Investigación, asegurando que «por su conocimiento y experiencia (...) pueden tener un papel mucho más interesante con el equipo de biólogos».

Con respecto a que la divulgación principal se hace «en las visitas guiadas contratadas a la empresa de servicios», los biólogos contestan que su trabajo es auditado por el Ayuntamiento y «la divulgación se desarrolla con una estrategia certificada de calidad y se envían datos de consecución de objetivos mensualmente».

La carta abierta también se refiere a las actividades culturales que se celebran en el Jardín y argumenta que «es llamativo que la Asociación celebre conciertos únicamente para sus socios pero no vea con buenos ojos que se hagan otro tipo de conciertos abiertos a todos los públicos». También recuerdan que el Real Jardín Botánico de Madrid celebra ciclos de cine y música «todos los años», como otros jardines de España y del resto del mundo.

Espectáculo navideño

Con respecto a la próxima iluminación navideña, los biólogos llaman la atención sobre la falta de crítica en años anteriores cuando La Concepción se ha iluminado para las visitas nocturnas y teatralizadas, «cuando el horario es mucho mayor y la luz no es LED».

El equipo señala que la iluminación de jardines botánicos en Navidad «es habitual» y «se busca (...) potenciar la grandeza de algunos ejemplares arbóreos, estatuas o edificios», algo que hacen otros jardines botánicos del mundo, incluido el Real Jardín Botánico de Madrid desde hace dos años, «y así hasta una veintena en Europa y todos los de Estados Unidos».

Los biólogos concluyen la carta pidiendo «más confianza en nuestro trabajo y menos denuncias sin fundamento, ni datos ni comprobaciones».

Precisamente este jueves y como informó este diario, la Asociación de Amigos de La Concepción tenía previsto entregar una carta al alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, en la que vuelve a mostrarse crítica con la gestión del Jardín Botánico-Histórico.