El grupo del PSOE en la Diputación de Málaga llevará al pleno ordinario de octubre, que se celebra el próximo miércoles, la situación de las PTIS, Profesionales Técnicas de Integración Social, cuyo trabajo con el alumnado con necesidades educativas específicas es "esencial, tal y como recoge la Ley de Educación de Andalucía".

El derecho a la educación de todos los niños y niñas, según una moción que llevarán los socialistas a pleno, se garantiza para este alumnado con necesidades de apoyo educativo a través de recursos como las PTIS, que "con su dedicación, con su trabajo y su compromiso, les hacen más cómoda y segura la estancia en los centros educativos de Andalucía, estableciendo lazos afectivos que sin duda les son muy beneficiosos en su desarrollo personal y cognitivo".

El pasado 10 de septiembre comenzó un curso académico que, "de nuevo desde que gobierna el PP con Cs y el apoyo de Vox ha estado caracterizado por la falta de planificación", aludiendo a que profesionales que llevaban años en el mismo puesto de trabajo "se vieron desplazadas a otros centros, sin mediar preaviso, sin ningún argumento pedagógico, es más, sin ningún tipo de argumento".

Esto, tal y como precisa el PSOE en su moción, consultada por Europa Press, ha conllevado "graves consecuencias para los niños y niñas que en muchos casos llevaban con la misma profesional más de siete años", además de los "efectos negativos para estas profesionales, causando en algunos casos el desplazamiento a más 120 kilómetros de su lugar de residencia".

Además, añade el PSOE, hay centros que continúan sin tener asignado PTIS, por lo que madres y padres tienen que desplazarse al centro educativo varias veces a lo largo de la mañana para atender las necesidades básicas de esos niños y niñas, como puede ser el cambio de pañal. Otros, denuncia, "ni tan siquiera pueden asistir al colegio en tanto en cuanto no pueden estar en el centro sin la atención de estas profesionales", citando el CEIP Tierno Galván de Málaga.

La moción refleja también la aprobación del Decreto 231/2021, de 5 de octubre, por el que se establece el servicio complementario de apoyo y asistencia para el alumnado con necesidades educativas especiales por parte de los PTIS y de los profesionales de Interpretación de Lengua de Signos (ILSE) y se regulan las condiciones para su prestación, autorización y gestión.

En él se recoge que el servicio de las PTIS "es un servicio complementario, es decir, se equipara al servicio de comedor o aula matinal", lo cual supone "una devaluación del mismo, además de contradecir, a todas luches, lo recogido en la Ley de Educación de Andalucía, la cual considera este servicio de las PTIS como esencial y estructural, de hecho especifica que la atención y el apoyo al alumnado con necesidades educativas específicas corresponde al profesorado y a profesionales cualificados como se recoge en el artículo 116".

"Este decreto no tiene otra finalidad más que la de eternizar la contratación de las PTIS e ILSE por parte de empresas privadas, es decir, de la privatización del servicio", critican los socialistas, quienes han pedido ser subrogadas para garantizar que continuarán en su centro escolar desarrollando sus funciones como hasta ahora.

En este sentido, la moción del PSOE señala que son más de 70 sentencias las que en la provincia de Málaga "declaran la cesión ilegal de trabajadores y las declara personal laboral de la Junta de Andalucía"; administración que está "dilatando el cumplimiento de las sentencias con la interposición de recursos".

Igualmente, lamentan las condiciones laborales de estas profesionales, a quienes "en verano se les da de baja, no tienen asuntos propios, sueldos miserables, así como el retraso en el pago mensual de sus nóminas".

Por todo ello, llevarán su situación al pleno de la Diputación para que esta institución malagueña reclame a la Junta que no traslade a las PTIS de los centros en los que llevan más de un año prestando servicios; que inste al Gobierno andaluz a cubrir todas las vacantes en los centros educativos de manera "inmediata" y que agilice el proceso mediante el cual se cubran las posibles bajas laborales que se puedan producir.

La moción pide a la Diputación que reclame a la Junta la derogación de los "aspectos lesivos" del Decreto 231/2021 relativos a los servicios "complementarios" prestado por PTIS e ILSE, "en tanto en cuanto, la ley educativa andaluza recoge claramente que es un servicio estructural y esencial".

Por último, solicitan que se aplique el artículo 130.3 de la Ley 9/2017 de Contratación del Sector Público y a que subrogue al PTIS y a ILSE subcontratado que viene haciendo su labor en la escuela pública, "reconociéndoles la experiencia laboral desempeñada en la misma".