El nuevo secretario general del PSOE de Andalucía, Juan Espadas, ha vivido este domingo en Torremolinos el que “probablemente” sea “el momento” más importante de su vida. “Este es el momento más importante de mi vida”, reiteró en cuanto subió a la tarima Espadas. Así lo manifestó visiblemente emocionado quien ya se prepara para la carrera de obstáculos que le aguarda como candidato socialista a la presidencia de la Junta de Andalucía en los comicios del venidero 2022. A Espadas se le veía feliz y demostró el talante caballeroso del que a veces hace gala al citar, en los primeros compases de su discurso, a Susana Díaz para agradecerle su presencia. Poco después, hasta pidió un aplauso para ella y le agradeció “su trabajo, esfuerzo y sacrificio”. Era la primera vez que en este evento orgánico se mencionaba la etapa anterior, después de que el sábado tanto la ministra María Jesús Montero como la número 2 nacional, Adriana Lastra, entonara ese trance nerudiano que dice ‘me gustas cuando callas porque estás como ausente”.

Espadas proclamó que al PSOE lo que le corresponde es “estar en el Gobierno de Andalucía”. Y, además, hizo alarde de municipalismo y definió a los alcaldes y concejales socialistas como “el mejor tesoro de todo el PSOE”. “No lo hago por corporativismo, como alcalde que soy, sino porque son la imagen más humana de la política y el municipalismo es el mejor camino para recuperar la puerta del Gobierno de Andalucía”.

Durante su intervención, se hizo el silencio cuando mencionó el reciente asesinato machista acaecido en la localidad gaditana de San Roque. Y, luego, explotó un sonoro aplauso cuando Espadas mencionó el compromiso socialista en la lucha contra esta lacra y dijo que “el PSOE tiene que ser el bloque para que no pasen los radicales que defienden justamente lo contrario”. “Volveremos a gobernar en Andalucía por las mujeres, por el feminismo y por el compromiso contra la violencia de género”, agregó Espadas.

Luego, el líder andaluz defendió la utilidad del PSOE como “partido de Gobierno” y confió en la unidad del partido como principal arma a jugar. “De Valencia volvimos unidos y de Torremolinos saldremos todavía más unidos; no quiero a ningún compañero socialista enfadado con otro compañero, somos una piña, la familia socialista”, enfatizó.

Además, Espadas reivindicó las distintas etapas de los gobiernos socialistas de la Junta: “Hemos cometido errores pero el balance es tremendamente positivo pues no estaríamos aquí sin los gobiernos socialistas, le hemos cambiado la vida a aquella Andalucía; todas las conquistas en cualquier rincón de Andalucía no se han hecho solas, no han crecido como las setas, estoy orgulloso de esos Gobiernos socialistas, de mi gente para la que trabajé y a la que tanto quiero; el PSOE de Andalucía se merece un respeto, hemos hecho todo lo posible por Andalucía y, aunque se cometieron errores, yo vengo con la mejor autocrítica posible, creo en la escucha y la corrección de errores”.

Igualmente, confesó que no ha visto la serie ‘El juego del calamar’ pero le dio la razón a quienes la comparan con la derecha “porque solo buscan el conflicto y la crispación, mientras el PSOE habla de construir Andalucía y hacer propuestas de futuro”. En este punto, también se sacó de la manga un término impronunciable para ilustrar una hipotética reconciliación de esta comunidad autónoma con el PSOE: “Repesóate, hay que repesoarse”. 

Durante una intervención que se alargó más de lo estipulado en el guion, Espadas le pidió la venia a Pedro Sánchez para seguir hablando hasta que estuviesen escrutados los resultados de este Congreso Regional del PSOE que ha refrendado el proyecto presentado para el liderazgo andaluz por el alcalde de Sevilla con 401 de los 476 votos emitidos, lo que representa un 84% de los votos que se aleja del respaldo más contundente que suele aflorar en otros cónclaves.

El líder regional dio por hecho que el Congreso Regional servirá “para lanzar mensajes de presente y futuro sobre Andalucía” con “orgullo y esperanza”. “Nos mueve seguir trabajando por una Andalucía más libre y comprometida; somos socialistas y somos Andalucía, por eso estamos aquí”, agregó Espadas.

A su juicio, “el PSOE es el partido que sabe que las citas importantes hay que currárselas”. Lo ha visto, según explicó, en el trabajo realizado para este cónclave y espera que esta línea lleve al mejor resultado en esas elecciones andaluzas que ya están latentes.