La Guardia Civil investiga en Málaga a un hombre de 29 años por circular a 295 kilómetros por hora en la autovía del Mediterráneo -AP7-. También llevó a cabo diversas maniobras que pusieron en riesgo la vida del resto de usuarios de la vía, adelantando en zigzag a dos vehículos y circulando por el arcén.

Se le considera autor de un delito contra la seguridad vial por conducción temeraria con manifiesto desprecio por la vida de los demás. El conductor además grabó su acción, subiéndola posteriormente a una popular red social. En el interior del vehículo viajaban dos usuarias que intentaban que el conductor cesará en su actitud. El conductor, junto con las diligencias instruidas, ha sido puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Fuengirola.

Normativa

El artículo 380 del capítulo IV del Código Penal tipifica los delitos contra la seguridad vial y establece las siguientes penas por superar la tasa de alcohol establecida: “El que condujere un vehículo a motor o ciclomotor con temeridad manifiesta y pusiere en concreto peligro la vida o la integridad de las personas será castigado con las penas de prisión de seis meses a dos años y privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta seis años”.