El Pleno del Ayuntamiento de Málaga pedirá mañana la declaración del Monte Gibralfaro y la calle Alcazabilla como Patrimonio Mundial de la Unesco en la Categoría de Paisaje Cultural Urbano.

La iniciativa parte de una moción presentada por el grupo municipal de Ciudadanos y que se hará institucional tras haber recibido ya el visto bueno del alcalde y de todos los portavoces en el Consistorio malagueño, según ha explicado la edil de Cultura, Noelia Losada.

"En la reunión de los portavoces se me manifestó por parte del alcalde y por parte de todos los portavoces que era una moción del gusto de todos, todos están de acuerdo. Hay voluntad de hacerla institucional de cara al pleno", ha señalado Losada durante la presentación de la iniciativa.

La declaración como Patrimonio Mundial de la Unesco incluiría el Castillo de Gibralfaro, la Alcazaba junto al Teatro Romano y el entorno de la Judería de Málaga como un enclave histórico en el que cabe la representación de las civilizaciones que se han asentado en la ciudad a lo largo de la historia, desde la época fenincia, romana, la musulmana y la conquista cristiana hasta la actualidad.

"Málaga es una ciudad trimilenaria. Es el patrimonio histórico lo que se quiere venir a visitar, es un valor incalculable. Hay pocos espacios en el mundo en el que se puedan ver tres culturas en un recorrido tan singular", ha recalcado Noelia Losada.

La concejala de Cultura, Noelia Losada. L.O.

El partido asegura que la aspiración de la ciudad sería entrar en la misma categoría de la Lista del Patrimonio Mundial de la Unesco que el El Prado y el Jardín del Buen Retiro de Madrid. Además, reconoce que preparar la candidatura "no es un proceso fácil".

"Madrid empezó a trabajar en ella en 2014 y fue en 2021 cuando se le otorgó esa distinción. Es un proyecto de ciudad que requiere la continuidad en el empeño de distintos equipos y tener a su cargo a una persona cualificada en Patrimonio, como la tuvo Madrid", recalcan.

Por ello, entre los acuerdo definidos en la moción se incluye la creación de un grupo de trabajo interno conformado por responsables de Patrimonio, Arquitectura, Historia y Parques y Jardines que deberá durar varios mandatos, además de abrir un sistema de trabajo con colectivos de la ciudad y los museos Picasso y de Málaga para aceptar sugerencias a la candidatura.

En cuanto al resto de temas que marcarán el pleno, Losada llevará otras dos mociones en las que se pedirá una Ley Marco Nacional para la coordinación de las Policías Locales y otra urgente sobre la necesidad de considerar el Covid persistente como enfermedad profesional para los profesionales sanitarios.

Casas de apuestas

Desde Unidas Podemos pedirán al equipo de gobierno que apruebe una nueva suspensión de un año de la concesión de licencias urbanísticas a casas de apuestas que se quieran establecer a menos de 500 metros de suelos y edificios destinados a equipamiento escolar, deportivo o sociocultural y zonas verdes, además de que se desplieguen campañas de educación y sensibilización.

Asimismo, solicitará que se inste a la Junta de Andalucía a cambiar la normativa autonómica correspondiente a la regulación del Juego y Apuestas en la comunidad autónoma para aumentar la restricción espacial de 150 a 500 metros.

Las ediles Remedios Ramos y Paqui Macías. L.O.

Desahucios en Santa Julia

En una moción urgente, el Partido Socialista planteará la necesidad de adoptar medidas para paralizar los desahucios de El Perchel y Santa Julia, además de acciones que preserven los entornos urbanos consolidados y los "aleje" de la especulación urbanística.

El grupo municipal socialista en torno a su portavoz, Daniel Pérez. L.O.

En la propuesta se instará también al equipo de gobierno a ejercer un control en el precio de las viviendas para frenar el éxodo de la juventud malagueña de la ciudad.

Medidas para bajar la inflación

El Partido Popular propondrá en una moción urgente solicitar al Gobierno Central un paquete de medidas fiscales para compensar a las rentas medias y bajas con el objetivo de amortiguar la inflación. En ese plan se incluye una bajada del IRPF a las rentas inferiores de 40.000 euros u otorgar ayudas directas de entre 200 y 300 euros para personas vulnerables.

De la Torre y Pérez de Siles. L.O.

Por otro lado, los populares presentarán una moción en la que también apelarán al Gobierno Central a "a reconsiderar la entrada en vigor para el próximo curso académico del Real Decreto 217/2022, de 29 de marzo, por el que se establece la ordenación y las enseñanzas mínimas de la Educación Secundaria Obligatoria (ESO) de modo que se implante con el mayor consenso posible de la comunidad educativa".