Kiosco

La Opinión de Málaga

Infraestructuras

El Puerto contrata el traslado de los atraques pesqueros y la lonja para hacer un nuevo muelle de mercancías

Las obras, que tendrán un coste total que rondará los cinco millones de euros, permitirá liberar espacio para construir el llamado muelle 8, que aumentará la superficie para el tráfico de mercancías

Infografía de la nueva ubicación de los atraques pesqueros del Puerto de Málaga.

El Puerto de Málaga ha aprobado contratar los trabajos para trasladar la actividad pesquera fuera de la rada, de forma que se libere el espacio suficiente para construir un nuevo muelle de mercancías, llamado el muelle 8, que ocupará la actual superficie destinada a la lonja y los atraques pesqueros.

El Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria aprobó este jueves la ordenación de este espacio, con una inversión que rondará los cinco millones de euros y que se destinarán al traslado y construcción de la nueva lonja y de los atraques de los barcos de pesca.

De este modo, se licitarán las obras, mediante procedimiento abierto, para el traslado de los atraques pesqueros a la margen derecha de la desembocadura del río Guadalmedina, alejándolos de la rada del Puerto, que se reservará para la actividad de mercancías y de pasajeros. Esta obra tiene un importe de 2,6 millones de euros (IVA excluido) y un plazo de ejecución de 10 meses.

Infografía de la nueva lonja pesquera del Puerto de Málaga.

El Consejo aprobó, además, la licitación mediante procedimiento abierto del traslado de las instalaciones de la actual lonja del Puerto de Málaga, en cuyo proyecto se incluye la construcción de cuatro armadores, la aportación de nuevo equipamiento y la mejora de las condiciones de seguridad y eficiencia energética.

Esta licitación contempla un presupuesto de 2,3 millones de euros (IVA excluido), con un plazo de ejecución de los trabajos de 12 meses.

Con estos trabajos se libera todo el espacio situado entre el muelle 9, dedicado al tráfico de contenedores, y los muelles 6 y 7 -orientados al tráfico de graneles-. Así, en el plazo de poco más de un año se dispondrá de un amplio espacio portuario, que ahora está infrautilizado, para destinarlo a tráfico de mercancías, complementando la actual actividad y ofreciendo un mayor margen de crecimiento de esta actividad en Málaga.

Oficinas para Muelle Uno

Otra de las cuestiones destacadas del Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria celebrado esta mañana fue la aprobación de concesión administrativa otorgada a Muelle Uno para la construcción y explotación de un espacio de oficinas en la esquina de los muelles 1 y 2 del recinto para el uso conocido como coworking, dentro del ámbito de su concesión.

Compartir el artículo

stats