l Banco de Alimentos de la Costa del Sol, Bancosol, ha presentado este viernes su Memoria de Actividades y Estadísticas 2021, "un año difícil, como para casi todos, pero que ha tenido una especial incidencia en las personas más vulnerables y en riesgo de exclusión" a las que Bancosol asiste a través de las 184 entidades dadas de alta, 13 más que en el año 2020.

Bancosol ha atendido durante este año 2021 a 53.419 personas. En cuanto a la distribución total de alimentos el pasado año, han precisado que han llegado a los 7,3 millones de kilos, llegando en un solo año a las 927.000 raciones de alimentos en conserva y preparados. Una evolución que roza el millón de platos y que casi duplica lo distribuido en 2020.

"Un avance de lo más importante, ya que es algo de lo que históricamente han adolecido los bancos de alimentos, al centrarse en alimentos no perecederos (legumbres, arroz...), que no llegaban al aporte calórico y proteínico ideal en la dieta básica de la persona", han detallado.

Este aumento se ha producido, entre otras cuestiones, por el aumento de asociaciones beneficiarias, que ayudan en la distribución; al alcanzar las 184, y sobre todo, por las empresas colaboradoras que han aumentado nada menos que un 43%. Pasar de 314 a 451 mecenas en un año es algo que demuestra el compromiso empresarial en la provincia de Málaga por las causas de Bancosol.

La memoria de Bancosol ha sido presentada por su presidente, Diego Vázquez; por la delegada del Gobierno andaluz en funciones, Carmen Casero, y la vicepresidenta segunda de la Diputación, Natacha Rivas. Las instituciones son "un soporte vital" en las donaciones y planificaciones logísticas que lleva a cabo Bancosol durante el año, han añadido.

Asimismo, han indicado que otros dos hechos impulsaron esta resistencia de aumento de la precariedad y vulnerabilidad, logrando así mejores cifras de asistencia, el número de voluntarios; que alcanzó los 4.500 en los picos más altos de 2021, y las donaciones de productos frescos por parte de los mayoristas de Mercamálaga. Siendo menos empresas donantes que en 2020, se lograron recopilar más de 280.000 kilos sólo en este mercado mayorista.

Formación e inserción laboral

Además de su trabajo como banco de alimentos; Bancosol ha seguido adaptando sus actividades a este año de pandemia. Ha continuado con sus programa de concienciación en colegios para detener el despilfarro de alimentos.

En materia formativa, han resaltado los talleres, entre otros, de Economía Doméstica, para aprender a sortear mejor este tipo de crisis y planificar las cuestiones económicas más importantes en la familia. Siendo beneficiarias de estas acciones 435 personas en 37 talleres realizados.

Por último, el programa estrella de Bancosol es la Inserción Sociolaboral, que también ha resistido a las restricciones y vaivenes de la crisis, con unos números muy a tener en cuenta; 33 cursos de formación (con 354 alumnos, +14% con respecto al año anterior), 1.165 itinerarios personalizados (+18% con respecto a 2020), 11 convenios firmados (+266% que en 2020) y 226 contratos realizados (+111% que en 2020).