La Dirección General de Tráfico, a través de los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, ha llevado a cabo los días 7 y 8 de mayo una campaña especial de vigilancia y control en las carreteras especialmente frecuentadas por motoristas, donde se han controlado en la provincia de Málaga a 1.054 motocicletas y han formulado 22 denuncias (2,09%). Además, el 86% de las infracciones se han detectado en vías convencionales. Por otro lado, según informaron en un comunicado, de las 767 motocicletas controladas en carreteras convencionales el 2,48% han sido denunciadas y de las 287 motocicletas controladas en vías de alta capacidad (autovía y autopista) sólo dos motocicletas han sido denunciadas. De las denuncias formuladas en vías convencionales, las infracciones con mayor incidencia se refieren al uso de silenciadores en un 26% y en un 21% a no respetar la marca longitudinal continua.