Los procuradores de Málaga se han manifestado este jueves contra el Real Decreto 307/2022, de 3 de mayo, por el que se aprueba el arancel de derechos de los procuradores de los tribunales, prolongando unos aranceles "que llevan sin actualizarse desde el año 2003 y que ni siquiera recogen los procedimientos actuales".

El Colegio de Procuradores de Málaga ha encabezado esta concentración, que ha sido bautizada como 'el Día de la Procura' y que se ha celebrado a las puertas de la Ciudad de la Justicia de la capital. En ella, los profesionales malagueños han rechazado la nueva disposición del Gobierno.

Según han explicado desde el colegio en un comunicado, el texto, que pretende acomodar el sistema de aranceles de los procuradores al Derecho de la Unión Europea, "dispone que los honorarios que vienen percibiendo sean ahora máximos, mientras que el IPC ha aumentado un 40,8 por ciento".

Además, según la institución colegial, con la nueva norma "se pone en duda la garantía de la prestación del servicio del procurador con una mínima calidad y la cobertura de los gastos de funcionamiento de los profesionales". "De esta forma se condena a la Procura al cobro de unos honorarios por sus servicios profesionales que no se ajustan a la realidad de los mismos", han señalado.

Mari Pepa Ríos Padrón, miembro de la junta de gobierno del Colegio de Procuradores de Málaga, ha señalado que "es una protesta contra el 'decretazo', que modifica el Real Decreto de 2003 con las normas arancelarias, suprimiendo los mínimos y estableciendo un arancel de máximos".

"Nos quedamos sin mínimos, pero, sin embargo, sí tenemos unos máximos, todo esto con base en una legislación europea para permitir la competencia entre los profesionales. Esto va a repercutir en la calidad del servicio, que será mucho peor, porque no se va a cubrir mínimamente los gastos del pleito y esto va a afectar seriamente en el servicio que se le da al justiciable, que será el que sufra esa carencia", ha señalado.

En este sentido, Ríos Padrón ha reclamado tanto al Ministerio de Justicia como a los representantes del Consejo General de Procuradores, "que defiendan nuestros derechos y nuestro arancel, que no sea un arancel de máximos y que sigamos teniendo los mínimos que cubren el servicio y la calidad al justiciable".

El Colegio de Procuradores de Málaga ha anunciado que esta es la primera de las diferentes protestas que se van a realizar en la capital.