Las movilizaciones en defensa del servicio de limpieza de los hospitales públicos de la provincia han dado comienzo hoy y culminarán con una jornada de huelga el próximo 17 de junio. Las organizaciones sindicales CCOO y UGT denuncian que actualmente hay 500 personas afectadas por la imposibilidad de acordar la aplicación de la nueva reforma laboral, convirtiendo en indefinidos los contratos temporales. Por ello, ambas organizaciones sindicales han iniciado hoy unas concentraciones que se prolongarán durante más de una semana. La primera de ellas ha tenido lugar durante esta mañana en el Hospital Regional de Málaga.

Ambos sindicatos señalan que es «incomprensible la postura empresarial, que ha ido retrasando estas negociaciones desde finales del año 2021, momento en el que se aprobó la reforma laboral y que son tan necesarias para la plantilla temporal que lleva muchos años en esa situación».

Además, estas organizaciones informan de que la Junta ha sacado a concurso público este servicio: «El malestar es evidente en la plantilla pues en dicho pliego la Junta de Andalucía aumenta sus funciones sin incrementar la plantilla, no se recogen los costes salariales y la plantilla es insuficiente para realizar un servicio adecuado».

Por todo ello, y ante la imposibilidad de negociar con UTE LISAN -encargada de prestar sus servicios en el Hospital Regional de Málaga, compuesto por el Hospital Regional, el Hospital Materno Infantil, el Hospital Civil y el centro de alta resolución José Estrada-, estas movilizaciones se prolongarán hasta el 17 de junio, cuando se convocará una jornada de huelga, advierten estas organizaciones.

Las concentraciones tendrán lugar a lo largo de estas próximas semanas en los distintos centros sanitarios de la provincia. En ellas, informan desde estos sindicatos, se exigirá también la aplicación de la carrera profesional a este colectivo.