La de San Juan es una de las noches más mágicas de todo el año. Con ella se anuncia la llegada del verano y se festeja el nacimiento de San Juan Bautista.

En la noche de este jueves, los malagueños vuelven a celebrar esta fiesta y a mojarse los pies, tal y como manda la tradición, a medianoche. La capital vive la noche de San Juan con sus playas llenas, una imagen que no se veía desde 2019, antes de la pandemia del Covid.

Tras dos años de restricciones, las playas de la capital ven de nuevo la quema del Júa, la fiesta y los fuegos artificiales.

A las 00.00 horas tiene lugar en La Misericordia la quema del Júa, un alegato este año contra la guerra en Ucrania, cuyo diseño y dirección corría a cargo de Fernando Wilson.

En paralelo se organizó un espectáculo pirotécnico, en el que se dispararon 6 tubos de serpentinas junto a una traca que dio inicio a la quema. Once minutos en total, a cargo de Pirotecnia Sánchez, en los que se utilizaron 125 kilos de mezcla pirotécnica con 4.681 efectos y 363 líneas de disparo.

La noche está amenizada por la orquesta ‘Ritmo andaluz’ en otro de los focos donde se celebra la noche más mágica del año, las playa de El Palo.

Muy ambientadas desde por la tarde, cientos de malagueños se acercan a la orilla para mojarse los pies y cumplir así con la tradición.

En las playas de la ciudad no estan permitidas ni las hogueras ni el botellón. Para controlarlo, hay un dispositivo especial de seguridad y vigilancia para los paseos marítimos y las playas de la capital. Un total de 386 agentes de la Policía Local veló por el cumplimiento de la ordenanza.

Desde las 05.30 horas de esta madrugada, un total de 218 operarios trabajarán con el objetivo es que la playas de la capital estén en perfectas condiciones para su uso en la jornada de este viernes.

Desde Manilva a Nerja

En la provincia, San Juan también se conmemora de forma especial en los municipios costeros como Marbella, Rincón de la Victoria, Benalmádena, Fuengirola, Torrox o Nerja, donde hay actuaciones musicales, ofertas especiales en los chiringuitos con los espetos como gran plato estrella y fuegos artificiales.

Así, en Marbella, la playa de El Cable acoge actuaciones de música en vivo, espectáculos de luces y fuego, talleres de pintura de neón corporal o un concurso ecológico con premios, además, por supuesto, de la tradicional hoguera para empezar bien el verano.

En cuanto a las tradiciones más peculiares, en la localidad de Torrox recupera la costumbre de acudir con antorchas de parafina hasta el río Torrox para mojarse la cabeza como se hacía antaño y al volver a la plaza de la Concordia se entregaron ‘roscos de San Juan’.