Kiosco

La Opinión de Málaga

Turismo

Despega la temporada alta en Málaga con dos compañías aéreas en huelga

Los paros programados por los tripulantes de cabina de Ryanair e Easyjet propiciaron ayer cerca de una treintena de retrasos y cancelaciones - Estas incidencias no impedirán que el sector turístico en la provincia cierre un verano histórico

Un grupo de tripulantes de cabina mostró ayer su malestar ante la falta de avances hacia la equiparación de sueldos y tareas. Álex Zea

La temporada alta en la provincia de Málaga ha despegado con retrasos y cancelaciones en las instalaciones aeroportuarias de la capital, las cuartas con más tránsito de pasajeros y operaciones del país. Tripulantes de cabina de Easyjet se sumaron este primer día de julio a una huelga que ya acumulaba cinco jornadas entre los trabajadores de Ryanair, la otra compañía low cost en la que se proponen mejoras relativas a la equiparación de los salarios.

No es desde luego la mejor de las imágenes que pueden ofrecer los aeropuertos internacionales el primer fin de semana de julio. Es además un periodo de cuatro jornadas en las que el Aeropuerto de Málaga espera completar cerca de 2.000 operaciones, máximo histórico a estas alturas de la temporada. De récord en récord, alcanzada la normalidad después de una pandemia que había dejado bajo mínimos la actividad en estas instalaciones, la terminal costasoleña ofrece desde este inicio del verano 24 rutas más que en 2019.

Así, Málaga lidera en este momento la recuperación en suelo peninsular y apunta a esas cifras inéditas en cuanto a operaciones y pasajeros. Aena volvió a recordar con este arranque de julio la oferta costasoleña de hasta 255 rutas aéreas a 142 destinos diferentes.

Es un factor diferencial este último, como destaca la patronal hotelera, de manera que a pesar de estas huelgas «que dañan la imagen del destino», el verano se mantendrá de récord en suelo malagueño. De hecho, sólo entre ayer y el próximo martes, un total de 1.512 aviones operarán en Málaga «con salida o destino fuera de España».

La oferta de asientos para esta temporada en el principal aeródromo de Andalucía depara más actividad que en 2019. Pero también apuntan los hoteleros malagueños a un cierre de año en positivo, respecto a los números, ya de récord, que se alcanzaron en el año 2019. «De momento no tememos que estos retrasos y algunas cancelaciones modifiquen de forma significativa las reservas. Pero estaremos atentos», señalaban a este periódico fuentes de Aehcos.

De los 54 vuelos cancelados el pasado jueves por Ryanair, compañía que cumplirá su último día de huelga hoy sábado, la mayoría se concentró en los aeropuertos de El Prat, en Barcelona, y en el de Málaga. La compañía low cost ha vuelto a ver cómo «los tripulantes no designados como servicios mínimos secundaban la huelga. Y los que sí habían sido designados, se personaron en los aeropuertos, sin que fuesen suficientes para operar los vuelos.

Por otra parte, fuentes de los representantes de los trabajadores indicaron el mismo factor detectado por Inspección de Trabajo, que Ryanair ha traído y ha utilizado tripulaciones de otros países para operar vuelos desde España. Este aspecto supone, a juicio de los sindicatos con representación en el Aeropuerto de Málaga, «una nueva vulneración del derecho a huelga».

Estos colectivos también informaron de que han solicitado «una reunión urgente con la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, sin que haya por ahora respuesta». Mientras tanto, las empresas de transporte manifestaban que la huelga de estos primeros días de julio en las aerolíneas de bajo coste hubiesen propiciado muchos más contratiempos si se hubiesen unido al paro de los transportistas, finalmente desactivado el lunes pasado. «Hubiese generado la tormenta perfecta para miles de viajeros, justo con la Costa del Sol casi en el 100% de ocupación», aclaraban fuentes de este sector.

En ese potencial escenario, los hoteleros sí que reconocen que el dato de este pasado mes de junio, cerrado según Aehcos en casi un 82% de camas ocupadas, fue ligeramente inferior a lo previsto. Sumada la inflación, que ha tenido un efecto significativo en cuanto a los turistas nacionales, a la guerra en Ucrania, el clima de incertidumbre no deja de planear en el horizonte.

Las previsiones son de un 80% como ocupación media para julio y agosto, si bien es cierto que Málaga capital o Axarquía oriental se podrían acercar a la cifra del 90%.

Hasta 21 vuelos retrasados por el paro en Ryanair que acaba hoy

La huelga de tripulantes de cabina de Ryanair, qué comenzó el 24 de junio y está previsto que finalice hoy, deparó ayer viernes un total de 21 retrasos en distintos aeropuertos en los que opera la compañía low cost. Asimismo, en su primera jornada de paros, los tripulantes de Easyjet habían generado hasta las nueve de la mañana de ayer un total de ocho vuelos cancelados y una docena de retrasos en Málaga, El Prat y Palma de Mallorca.

Compartir el artículo

stats