Kiosco

La Opinión de Málaga

Empresas en Málaga

Málaga acumula la mayor subida en empresas por habitantes desde 2014

Las provincias malagueña y sevillana concentran la mitad del tejido empresarial de Andalucía

La provincia malagueña se ha convertido en referente económico nacional, guiada por el polo tecnológico ya consolidado en la capital costasoleña

El crecimiento económico de la provincia de Málaga sigue imparable. Ni siquiera ha roto los promedios desde 2014 el periodo de pandemia, incluidos los peores meses de la crisis sanitaria que aún no ha terminado de superarse. Así lo refleja un informe de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), que alude a que el territorio malagueño ya supera la media nacional de empresas por habitante o que lidera la mayor subida en este indicador desde 2014.

Pero en ese mismo documento se destaca asimismo, como una de las grandes amenazas para el conjunto de Andalucía, que las provincias malagueña y sevillana concentran la mitad de todo el tejido empresarial de la comunidad autónoma. Es decir, que la tendencia no es precisamente la de deslocalizarlo, con la posibilidad de romper el desequilibrio existente entre provincias. El interior vuelve a estar en peligro de seguir perdiendo habitantes, guiados estos hacia polos de mayor competitividad.

Málaga se observa desde fuera como lugar de oportunidades, como incide la propia CEA, arrastrada en gran medida por el desarrollo urbano y la pujanza del polo tecnológico que no deja de sumar piezas hacia un horizonte de 2030 que mezcle eficiencia energética y desarrollo tecnológico sin depender de terceros países. Los números hablan por sí mismos. Málaga es la provincia que mayor índice de empresas atesora, con 77 por cada 1.000 habitantes.

La densidad demográfica empresarial supera la media nacional, siendo, además, la provincia andaluza con una mayor progresión en este indicador durante los últimos ocho años. En cuanto a los locales de empresa, la densidad media regional se sitúa en 71,9 por cada mil habitantes y de nuevo figura Málaga como líder de la comunidad al alcanzar la cifra de 88,2 en este capítulo.

La incidencia de la crisis sanitaria sobre el tejido empresarial andaluz también es muy distinta de una provincia a otra. La dinámica más significativa correspondió a las provincias de Málaga, Córdoba y Granada. Y se observa por otra parte que, en línea con su mayor contribución a la economía regional, las provincias de Málaga y Sevilla suman los mayores registros absolutos de empresas. Son donde se ubica prácticamente la mitad del tejido empresarial, seguidas de Cádiz y de Granada. Estas dos provincias añaden una cuarta parte al total autonómico.

No obstante, también se aprecian ciertas diferencias según los tramos. Cádiz es la provincia que presenta el menor porcentaje de empresas sin personal asalariado, con un 51,2% del total de las empresas de esa provincia. A la misma le sigue Huelva, con un 51,6%. Y en el extremo opuesto figuran las provincias de Granada y de Málaga, donde se supera el 56%.

Por su parte, la provincia de Sevilla registra los mayores niveles relativos de medianas y grandes empresas, similares a los registros del ámbito nacional. Allí se localiza un 28% de las empresas con más de 50 trabajadores de Andalucía. Le sigue Málaga, con un 20,2% del total. Y el informe concluye que Almería alberga «una concentración proporcionalmente mayor de grandes empresas».

Un factor que puede también ser significativo, sobre el análisis de lo que ha deparado la pandemia, es el de que el número de empresas en Andalucía casi no ha variado. Así ha aumentado durante la crisis económica el peso relativo del tejido empresarial de la comunidad en el cómputo estatal, hasta acercarse al 16%. La declaración del estado de alarma en todo el territorio nacional, condicionando la actividad económica y la movilidad social, afectó a todas las comunidades autónomas a excepción de Andalucía, como subraya la CEA.

Si el tejido nacional se redujo un 1,1%, el número total de empresas andaluzas casi se mantuvo invariable. Pero la densidad empresarial en la comunidad andaluza se sitúa todavía, de manera significativa, por debajo de la media nacional. A finales de 2020 dicho indicador se situó de media para Andalucía en 62,5 empresas por cada 1.000 habitantes frente a una media nacional de 71 (77 en Málaga), en base a ese directorio central de empresas del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Compartir el artículo

stats