Málaga comienza el mes de octubre con una posible amenaza de calima. El fenómeno que aún se deja ver meses después de su paso en los edificios de la ciudad, podría estar de vuelta esta semana. 

Y es que actualmente hay una DANA formada en el norte de África que está provocando una tormenta de polvo en el Sáhara. Una situación que podría trasladarse a la Península, teniendo especial presencia en Andalucía

Por lo que, existe probabilidad de que los chubascos que tengan lugar en la provincia estén acompañados de barro. 

De ser así, la intrusión de polvo en suspensión afectaría especialmente a Granada y Málaga. 

Esta semana el tiempo en la capital no variará. Las temperaturas se mantienen en máximas de 30 grados, con cielos nubosos y mínimas de 19. Para la jornada del martes y miércoles las temperaturas no serán muy diferentes y soplarán ligeras brisas. 

Para el jueves sí se esperan chubascos. Una probabilidad del 45% según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Precipitaciones que aún falta por ver si estarán acompañados o no de barro.