Alarma, miedo y ocho heridos en el aparatoso incendio registrado el miércoles por la tarde en una décima planta de un edificio de La Malagueta. Hasta cuatro horas tardaron los bomberos de Málaga en sofocar el incendio, que se saldó con tres de ellos heridos. La virulencia de las llamas, que al parecer encontró mucho combustible dentro de la casa, se debió a la presencia en la vivienda de dos bombonas de gas butanos y varios camping gas que han sido encontrado entre los escombros. Ahí parece que apuntan las investigaciones para explicar cómo se extendió tan rápidamente y con tanta fuerza el fuego.

Este aparatoso incendio registrado en un edificio de viviendas de once plantas en el Paseo Marítimo Ciudad de Melilla provocó en la tarde de este miércoles la alarma entre los vecinos del barrio de La Malagueta. El siniestro se inició en torno a las 16.00 horas, cuando se produjeron los primeros avisos al Centro Emergencias 112 Andalucía, que informó que el fuego se registró en la décima planta de este bloque.

Fuentes sanitarias han indicado que dos personas, una mujer de 79 años y un hombre de 55, los ocupantes de la casa, fueron evacuadas al Hospital Regional con quemaduras de segundo grado. Los Bomberos han indicado por su parte que el fuego ha afectado de carácter leve a otras seis personas; tres de ellas, efectivos del Cuerpo, que han sufrido inhalación de humo y carga térmica. Otras tres personas han resultado intoxicadas por humo y han sufrido crisis de ansiedad.

Según ha informado el Ayuntamiento de Málaga, dos dotaciones de los Bomberos, un equipo de mando y agentes de la Policía Local han participado en la extinción de este incendio. Las llamas se dejaban ver con mucha virulencia desde el exterior del edificio. También han intervenido los servicios sanitarios del 061 y agentes de la Policía Nacional.

Aparatoso incendio en una décima planta de un edificio de La Malagueta

Aparatoso incendio en una décima planta de un edificio de La Malagueta L. O.

Se llegó a registrar una gran humareda negra, visible desde distintos puntos de la ciudad, dada la altura donde se producía el fuego.

Fuentes del 112 señalaban a primera hora de la tarde que en el interior de la construcción podría haber varias personas afectadas por el humo, aunque entonces aún no podía precisar la gravedad de los heridos.

El Consistorio ha explicado que ha sido necesario un refuerzo de los equipos de respiración autónoma para los efectivos que han intervenido en el incendio, que siguen trabajado en la zona afectada.

Actuación de los bomberos para sofocar las llamas en el fuego de La Malagueta

Actuación de los bomberos para sofocar las llamas en el fuego de La Malagueta L. O.

Por una vela encendida

Fuentes próximas al suceso informaron de que la vivienda, ocupada por un hombre adulto y una mujer de unos 70 años, acompañados por un perro, presentaba las huellas del síndrome de Diógenes, con un número ingente de muebles, enseres y pañales de adultos acumulados en su interior. Las mismas fuentes aseguran que el incendio pudo deberse a la caída fortuita de una vela encendida, que encontró mucho combustible en la gran cantidad de enseres acumulados y en la presencia de bombonas de gas y camping gas, que dieron la virulencia a las llamas que tanto alarmaron y dificultaron su extinción.

Además, el fuego rompió una ventana, lo que creó una corriente de aire que produjo una súbita combustión, que hizo que las llamas salieran por la terraza con gran fuerza.

El piso, señalan las mismas fuentes, ha quedado totalmente calcinado y la intensidad del calor provocó también que se derritiera y bloqueara la puerta de una vivienda colindante, cuyos vecinos quedaron bloqueados mientras duró el incendio, por lo que los bomberos tuvieron que derribarla para que pudieran salir.

Lo aparatoso del incendio ha hecho que la intervención de los bomberos se haya prolongado durante más de cuatro horas, hasta las 20.30 horas.

Continúan las inspecciones en el edificio y en algunas viviendas colindantes para evaluar si las estructuras han resultado afectadas.