La Universidad de Málaga y la Fundación Biodiversidad --dependiente del Ministerio para Transición Ecológica y el Reto Demográfico-- lideran el 'Proyecto Rugulopteryx' para avanzar en la prevención y el control de la expansión de la alga asiática que, actualmente, en España se encuentra en fase de expansión.

Una iniciativa coordinada por la profesora del departamento de Botánica y Fisiología Vegetal de la UMA María Altamirano, cuyos principales resultados se han presentado esta mañana en el salón de actos de la Facultad de Ciencias.

La jornada de transferencia ha sido inaugurada por la vicerrectora adjunta de Investigación, Zaida Díaz, que ha estado acompañada por la científica Altamirano y por el jefe de servicio de Investigación del Organismo Autónomo de Parques Naturales, José Amengual.

El encuentro, al que han asistido más de un centenar de participantes, ha reunido a representantes de casi una veintena de administraciones públicas españolas, cinco asociaciones pesqueras y una decena de universidades y centros de investigación del panorama nacional e internacional.

"Desde su introducción en el estrecho de Gibraltar, en España, el alga asiática muestra una elevada capacidad de dispersión y colonización de nuevas zonas", ha explicado la investigadora responsable de 'Rugulopteryx', que ha aclarado que esta expansión supone una amenaza para la biodiversidad y los recursos marinos del litoral español.

De igual modo, durante la jornada se han identificado las ventanas espaciales y temporales de vulnerabilidad a la invasión de R. okamurae de especies y espacios marinos protegidos españoles, a partir de aproximaciones de la modelación de su distribución y de estudios de campo.

Los investigadores de la UMA Antonio Román Muñoz y Jesús Rosas, junto con Julio de la Rosa, de la UGR, han sido los encargados de impartir estas conferencias.

La monitorización de esta especie mediante vehículos aéreos no tripulados y satélites, así como la situación del sector pesquero andaluz ante su invasión son otros temas que se han abordado en esta cita científica.

Por último, se ha analizado la vigilancia de especies exóticas invasoras en el litoral catalán y la gestión de Rugulopteryx okamurae en la Ciudad de Ceuta y de arribazones de Posidonia oceánica en Baleares.