Tres personas han sido detenidas en Málaga en distintos controles realizados por la Policía Nacional tras ser sorprendidas con distintas cantidades de drogas. El total, los agentes de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) intervinieron 755 gramos de hachís y 21 gramos de cocaína.

Según la Comisaría Provincial, estas actuaciones se enmarcan en la lucha contra el menudeo en zonas de ocio, intensificada durante las fechas en las que la capital recibe más visitantes. En uno de los casos, los agentes identificaron a los ocupantes de un vehículo que, tras percatarse de la presencia policial, intentaron eludirlo con un brusco cambio de dirección.

Hachís y cocaína.

Los policías se percataron de que uno de los ocupantes había arrojado un objeto debajo del coche que resultó ser un trozo de hachís de 135 gramos. Además, el conductor del turismo portaba en el interior de uno de los calcetines otros 120 gramos de la misma sustancia y 21 gramos de cocaína. Ambos resultaron detenidos como presuntos responsables de un delito de tráfico de drogas.

Motorista

El otro arresto se produjo durante otro dispositivo llevado a cabo en la vía pública. El ocupante de una motocicleta se percató de la presencia del control policial y trató de esquivarlo, por lo que los agentes actuaron y lo interceptaron. Entre sus pertenencias encontraron una bolsa con cinco placas de hachís que sumaban 500 gramos, procediendo a su detención como presunto autor de un delito contra la salud pública.