El Metro de Málaga, batió en noviembre un nuevo récord de usuarios mensuales. La sociedad concesionaria de la Junta de Andalucía informa en un comunicado que el transporte público sumó un total de 759.240 desplazamientos, lo que lo convierte en el mes con mayor volumen de demanda desde que comenzara su explotación comercial, el 30 de julio de 2014.

El gran tirón del último tercio de mes, coincidiendo con la celebración de la Copa Davis, el Black Friday y el encendido de las luces de Navidad, ha permitido este nuevo registro, ya que sólo del 21 al 27 de noviembre, se han contabilizado 195.189 viajeros. Con estos datos, el Metro de Málaga supera su anterior rércord mensual de viajeros, de octubre de 2019, cuando se contabilizaron un total de 728.590 usuarios.

Además, la cifra de noviembre de 2022 equivale a un aumento de 29,64 por ciento con respecto al mismo mes del año anterior, cuando se registraron 585.643 de validaciones, así como un aumento del 14,39 por ciento si lo comparamos con el mes de noviembre de 2019, cuando se alcanzaron los 663.707 usuarios transportados, y aún no había restricciones por el Covid-19.

Los datos de este penúltimo mes del año dejan de manifiesto de forma clara la tendencia a la recuperación de la demanda de viajeros del suburbano, ya que cada dato mensual ha ido en aumento con respecto a 2021 y, en algunos casos, han superado a los del 2019, año de referencia por ser el último previo a la crisis sanitaria. Las jornadas laborables son las que registran una mayor afluencia, con un promedio de 30.605 viajeros al día. A continuación, le siguen los sábados, con 17.067 viajeros al día, y los domingos y festivos con una media de 9.655 transportados por jornada. El día de mayor afluencia de pasajeros en el presente año se produjo el 25 de noviembre, con 33.940 usuarios.

Las líneas 1 y 2 del metro de Málaga hasta El Perchel-María Zambrano, que está en servicio desde julio de 2014, constan de doce kilómetros de trazado y 17 estaciones. Actualmente, la Consejería de Fomento, Articulación del Territorio y Vivienda trabaja actualmente en las pruebas de seguridad para la puesta en servicio hasta el Centro histórico de la ciudad (Perchel-Atarazanas), y en el proyecto de construcción de la prolongación de las líneas 2 hasta Guadalmedina. Una llegada que tendrá que sufre su enésimo retraso y habrá que esperar a 2023 para ver el Metro llegar al Centro.