La promotora inmobiliaria Metrovacesa ha anunciado la finalización de los trabajos de construcción de la estructura de 21 plantas de una de las torres de su proyecto Málaga Towers, cuyas viviendas entregará a finales del próximo año 2023. Asimismo, la promotora inició las obras de la segunda torre el pasado mes de octubre, y ha anunciado que estos pisos se entregarán a los clientes en el año 2025. Metrovacesa ejecuta dos de las tres torres del proyecto diseñado por el arquitecto Carlos Lamela (las que están en los lados), mientras que la central corresponde a Sierra Blanca Estates.

"La comercialización de este proyecto ha despertado desde su lanzamiento al mercado un gran interés comercial a nivel nacional y también fuera de nuestras fronteras, ya que se trata de una promoción emblemática en una ciudad con gran interés y demanda por la vivienda de obra nueva", ha explicado Metrovacesa. En este sentido, de la torre Living, de la que ya se ha materializado su estructura, solo quedan menos de una decena de viviendas disponibles del total de 71 viviendas disponibles, superando así el 90% de ventas.

En el caso de la segunda (Torre Vision), se ha alcanzado ya el 47% de las ventas y se espera una aceleración de las ventas tras el inicio de las obras.

Este proyecto es uno de los desarrollos urbanísticos más importantes para la ciudad actualmente y una vez finalizado en su totalidad, supondrá un cambio significativo en el skyline de la ciudad. Esta promoción residencial integrará un total de 213 viviendas de gran amplitud, de hasta 404 metros cuadrados, distribuidas en tres torres. La tercera de ellas acaba de iniciar sus obras de cimentación. La inversión total destinada al proyecto de Málaga Towers, donde Metrovacesa está desarrollando dos torres, asciende a 148,7 millones de euros.

Adicionalmente, las viviendas contarán con amplias zonas comunes equipadas con tres piscinas -una climatizada y dos exteriores-, spa, gimnasio, área de coworking, sala audiovisual con ludoteca y enfermería.

Metrovacesa afirma que la conclusión de este proyecto supone un paso más en la apuesta que mantiene en la provincia, donde la promotora suma una oferta de más de 630 viviendas.

Vistas desde una de las Málaga Towers. Álex Zea

Torre central

A inicios de diciembre, la promotora Sierra Blanca Estates celebró el acto de la puesta de bandera en su edificación, la central El edificio, con 21 plantas, ya ha completado los trabajos de construcción en sus 21 plantas y continúa desarrollando los interiores.

La coronación de la torre viene acompañada por un "éxito" en las ventas, asegura Sierra Blanca, que da una cifra de comercialización del 85% de las viviendas, en total, 69 apartamentos y dos áticos-dúplex de entre 1 y 4 dormitorios. La firma local GC Studio se ha hecho cargo del interiorismo.

En cuanto al perfil de los compradores, la promotora asegura que el 62% de los propietarios son españoles frente a un 38% de compradores extranjeros. Por nacionalidades, destacan los británicos y polacos, con una presencia del 11% y el 9% respectivamente, a lo que se suman checos, holandeses, estadounidenses y mexicanos con un 4% del volumen total.

Con una inversión de 75 millones de euros, la promotora tiene previsto finalizar las obras en junio de 2023, con un valor de venta en el mercado de 100 millones de euros.