A las 12.33 horas del 23 de diciembre de 2007, con ocho minutos de adelanto sobre la hora programada, llegó a una flamante Estación María Zambrano, el AVE que unió por primera vez Málaga con Madrid. Esta mañana se han celebrado sus 15 años de historia.

En uno de los vagones viajaban el entonces presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, acompañado de la ministra de Fomento, la malagueña Magdalena Álvarez, y el presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves.

En el andén malagueño que iba a estrenarse esa mañana la expectación era mayúscula. Una comitiva encabezada por el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, junto a una multitud de representantes políticos y casi un centenar de periodistas de toda la geografía política aguardaban la llegada del primer tren que recorría el trayecto Madrid-Málaga en tan solo dos horas y media.

Málaga se convertía así en la primera ciudad costera a la que llegó el tren de alta velocidad, saldando una deuda con la gran reivindicación ciudadana que estuvo una década reclamando esta infraestructura. Las obras que desarrollaron la vía de 150 kilómetros duraron seis años y se invirtieron 2.500 millones de euros.

"Fue un proyecto espectacular, con toda la tecnología más avanzada del momento y con una orografía muy complicada en la zona cercana a Málaga", ha ensalzado el subdirector de Estaciones Sur de Adif y responsable de la Estación María Zambrano, Ángel García, durante una convocatoria en el andén malagueño para conmemorar el 15º aniversario de la infraestructura. "Se consiguió un proyecto en relativamente poco tiempo que situó a Málaga como un referente nacional, europeo o incluso internacional por esa obra".

Acto de celebración del 15º aniversario del AVE Málaga-Madrid. Álex Zea

Al día siguiente de semejante inauguración se estrenó el trayecto a la inversa, con el primer tren que partió de María Zambrano rumbo a Madrid.

Desde entonces, más de 30,5 millones de personas han viajado entre Málaga y Madrid a través de la línea de alta velocidad, lo que ha supuesto no solo un gran avance en conexión y movilidad sino en términos medioambientales, ya que se han dejado de emitir 1,4 millones de toneladas de dióxido de carbono y hasta 2,4 millones si los viajeros hubieran optado por el avión en lugar de escoger el tren.

"Se cumplen exactamente 15 años de la primera llegada del AVE a Málaga, una llegada en la que viajó el presidente de entonces José Luis Rodríguez Zapatero y que supuso un antes y un después para el desarrollo de la ciudad y la provincia tal y como la conocemos hoy gracias a las mejoras de las comunicaciones con la capital de España", ha celebrado el subdelegado del Gobierno, Javier Salas. "El desarrollo que tiene Málaga sería imposible sin la apuesta que se hizo por las infraestructuras".

Movimiento ciudadano

Al acto de celebración ha asistido también Rafael Esteve, coautor de ‘El AVE en Málaga. El gran salto del s.XIX al s.XXI’, un libro que recoge el fuerte movimiento ciudadano que peleó por la alta velocidad para la ciudad y la provincia. Un trabajo que se presenta esta tarde a las 18 horas en Sociedad Económica de Amigos del País.

"Es la historia del movimiento ciudadano demandando el AVE para Málaga emprendido por unos pocos malagueños que lideraron una denodada lucha durante los 10 años previos a 1997 frente a otros conciudadanos que no creían en el proyecto", ha explicado Esteve. "Hoy nadie duda de que el auge y visibilidad internacional de Málaga tiene como uno de sus pilares fundamentales la llegada del ferrocarril de alta velocidad. Era hora de que se conociera esta historia de la sociedad civil entre todo tipo de oposiciones e incomprensiones forales y locales".

La obra, de la que también es autor Juande Mellado, relata el especial ahínco de Enrique van Dulken, presidente de Aesdima; José Sánchez Rosso, presidente del centro de iniciativas turísticas de Málaga; Cayetano Utrera, presidente de la plataforma Proave y José Joaquín Erroz Lecumberri, presidente de la fundación Proave Málaga-Córdoba en esta reivindicación. El libro está editado por la Cámara de Comercio y la Fundación Málaga.

También ha asistido al acto el vicepresidente segundo de la Cámara de Comercio y presidente de la Fundación Málaga, Juan Cobalea que ha incidido en que el AVE "es absolutamente trascendente para la historia de Málaga provincia en su conjunto".

Una viajera en uno de los andenes de la Estación María Zambrano. Álex Zea

Recuperación postcovid

Según las previsiones de Renfe, la conexión Málaga-Madrid cerrará el año con unos tres millones de viajeros, lo que implica que se ha recuperado entre el 95% y el 96% del volumen de pasajeros previo a la pandemia.

"Empezamos el año muy mal con la variante Ómicron la movilidad cayó también a valores casi residuales en algún caso. Desde que pasó aquella variante la movilidad se ha recuperado", ha informado Francisco Arteaga, director del Área de Negocio de Alta Velocidad y Otros Servicios Comerciales de Renfe.

A partir de enero, coincidiendo con la irrupción de los operadores privados en el sector del ferrocarril en España, Renfe ha anunciado un incremento de la oferta apartir de enero.

"Prácticamente vamos a volver a niveles similares al 2019, no olvidemos que hemos tenido dos años con un impacto importante en la movilidad y estamos afortunadamente recuperando niveles tanto de oferta como de demanda anteriores al Covid", ha añadido Arteaga.

Conexión Málaga-Granada

En cuanto a la conexión Málaga-Granada vía Avant, inaugurada en abril de este año, cerrará el ejercicio con unos 100.000 viajeros.

"Pusimos en marcha dos frecuencias por sentido, quedaría una tercera, que queremos reponerla en el primer trimestre de 2023. Lo que pretendimos es hacer un esfuerzo de oferta, ver cómo se consolidaba y la respuesta ha sido altamente satisfactoria y eso lo que posibilita es seguir adecuando la oferta a la realidad de esa movilidad entre dos ciudades que son un referente", ha continuado el responsable de Renfe.

Eso sí, desde Adif aún no se manejan plazos para poner en funcionamiento la variante de Loja, un tramo de vía que permitirá recortar 40 minutos la duración del trayecto entre las dos ciudades andaluzas

"Tenemos el estudio informativo de la variante, ha habido varias reuniones ha habido reuniones... y el proyecto sigue adelante. Es un tramo muy complejo que va por el otro lado de la autovía, tiene su complejidad pero está en marcha, tiene sus fondos para su ejecución y sigue su ritmo", concluye Ángel García, subdirector de Estaciones Sur y responsable de la Estación María Zambrano.